La capital ha ganado casi 3.200 habitantes en el último año y roza ya los 165.000

La cifra oficial de población, tras la inspección del INE, revela el segundo mayor crecimiento desde el 2000 El padrón condiciona los ingresos que el Estado y la Junta de Comunidades transfieren al Ayuntamiento

MAITE MARTINEZALBACETE

Una cifra: 164.770. Es la cifra de la población de la ciudad de Albacete a 1 de enero de 2007. En próximas fechas, tendrá carácter de oficial, una vez sea publicada por el Boletín Oficial del Estado (BOE), después de que el Ayuntamiento de Albacete acepte este número como válido.

La cifra se aproxima bastante a la que constaba en el Servicio de Estadística del Ayuntamiento de Albacete, aunque el Instituto Nacional de Estadística (INE), la ha rebajado en unos cuantos cientos de habitantes, en concreto, en algo más de 300.

Cuando empezó este año 2007, el Ayuntamiento tenía inscritos en su padrón un total de 165.087 habitantes. Al ser supervisado por el INE, se rebajó a 164.716. La diferencia de 371 habitantes venía, en su mayor parte, por habitantes que ya habían fallecido o que se habían marchado al extranjero o a otras poblaciones.

Solventados estos errores, sólo hay discusión con 60 habitantes y, parece ser, que el final el INE los aceptará dentro del padrón de la capital. Por tanto, todo parece indicar, según dice un informe del Negociado de Estadística, que la cifra oficial de los habitantes de la capital se quedará en 164.770 habitantes. Comparando esa cifra con la de años anteriores, se revela que la ciudad ha crecido en 3.262 habitantes, casi un 2%. Éste crecimiento es el segundo mayor experimentado por la población de la capital de los últimos siete años. El mayor aumento de habitantes tuvo lugar en el año 2005, cuando se registró un aumento del padrón de 3.652 personas.

«Lo más importante -explica el concejal de Hacienda, Antonio Martínez, a la vista de estos datos- es que se está registrando un crecimiento lineal, constante, que no baja de los 1.000 habitantes anuales». De hecho, mirando las cifras, se puede constatar en el año 2000 el aumento de la población apenas fue de 160 habitantes. Al año siguiente, en 2001, fue cuando se produjo el 'gran salto', pues sólo en ese año se registraron 2.648 vecinos. Y, a partir de ahí, el crecimiento ha sido imparable.

Estudiar o trabajar

En esta evolución positiva de la población de Albacete ha tenido mucho que ver, claro está, el fenómeno de la inmigración. Pero no ha sido el único factor que ha condicionado el aumento de la población. «Mucha gente de pueblos de la provincia que tiene hijos mayores que tienen que venir a estudiar ha optado por trasladar su residencia a la capital y gente que se ha venido a trabajar a Albacete por la apertura de nuevas empresas», argumenta Antonio Martínez, a la hora de explicar este aumento.

Al margen de la importancia que pueda tener el crecimiento de la ciudad para su desarrollo, el aumento del padrón tiene también una incidencia importante en los ingresos que perciben las administraciones.

Dinero por habitante

Sin ir más lejos, la Junta de Comunidades reparte el Fondo Regional de Cooperación Local (Forcol) de acuerdo al número de habitantes de cada municipio. Este año, vía Forcol, el Ayuntamiento recibirá alrededor de 1,6 millones de euros, casi 10 euros por habitante.

No obstante, el fondo más sustancioso no es éste, sino que es el bautizado como Fondo Complementario de Financiación, por el que el Estado transfiere los ingresos más sustancioso a las entidades locales. Este Fondo Complementario, sí que se calcula teniendo en cuenta diversas variables, entre otras, la de la población. Para este ejercicio, la previsión es que de este fondo lleguen unos 28 millones de euros, a razón de unos 170 euros por habitante.