Denuncian la venta de una navaja china que se hizo pasar por albaceteña

Aprecu insta a los profesionales de la cuchillería a tomar medidas en el marcaje de sus productos para evitar la competencia desleal

LA VERDADALBACETE
GARANTÍA. Una fabrica cuchillera albaceteña. / ESPARCIA/
GARANTÍA. Una fabrica cuchillera albaceteña. / ESPARCIA

La Asociación de Cuchillería y Afines de Albacete (Aprecu) mostró ayer su rechazo ante la venta por parte de la cuchillería albaceteña de navajas de fabricación china bajo la marca de Albacete.

El presidente de Aprecu, Juan Andrés Barbero, explicó que el pasado mes de marzo la Unión de Consumidores de España (UCE) comunicó a esta asociación que un ciudadano albaceteño había interpuesto una denuncia tras comprar una navaja que estaba sellada con la marca de Albacete a pesar de ser de origen asiático.

La denuncia, según apuntaron desde Aprecu, fue tramitada por la UCE ante la Delegación de Sanidad al entender que se había producido un fraude al consumidor induciéndole a un error.

Con fecha de 20 de marzo la Unión de Consumidores recibió la respuesta por parte de Sanidad comunicándole que se había producido la oportuna inspección al establecimiento que había sido demandado.. Esta inspección dio lugar a la incoación de un expediente sancionador.

Defensa

Desde Aprecu ante estos hechos procedieron a enviar una circular a sus asociados poniendo en conocimiento lo sucedido. Barbero hizo un llamamiento de los profesionales de la cuchillería albaceteña para que adopten las oportunas medidas en el marcado y etiquetado de los productos en defensa de las industrias locales y de la cuchillería de Albacete.

«Con la venta de productos fraudulentos ampliamos el campo de acción de la competencia desleal desacreditando nuestra marca de garantía de origen», manifestó el presidente de Aprecu.

Además desde la Asociación de Cuchillería y Afines de Albacete aconsejaron a los consumidores a comprar la marca de Albacete pero «siempre acompañado de la marca del fabricante». En este sentido, señalaron que cualquier producto marcado únicamente con el sello Albacete no resulta garantía alguna.

Asimismo subrayaron que si el producto en cuestión se acompaña con la marca de garantía y origen «AB Cuchillería de Albacete» no cabrá duda alguna de que lo que se está adquiriendo es un producto hecho en Albacete.

Barbero reiteró su rechazo a los hechos acontecidos el pasado mes de marzo y que fueron objeto de denuncia y de la posterior sanción. También insistieron en su recomendación a los fabricantes instándolos a usar la marca de garantía de origen o en su defecto la leyenda «fabricado en Albacete-Made in Albacete» ya que la «utilización única de Albacete puede inducir a error».

Por otra parte, Aprecu ha solicitado a la Administración más información sobre el resultado del expediente sancionador para difundirlo entre sus asociados.