El Parque Científico y Tecnológico tendrá lista la segunda fase para finales del 2008

Se desarrollarán más de 30.000 metros cuadrados que se destinarán a la construcción de un edificio de I+D y para ofrecer espacio a las empresas que quieran contar con su propio centro Ya se han instalado 18 entidades en el Centro de Emprendedores y hay peticiones de otras dos

ELÍAS JIMÉNEZALBACETE

El Parque Científico y Tecnológico de Albacete sigue creciendo. La próxima semana se publicará en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha la licitación para iniciar las obras de urbanización de la segunda fase que tiene como principal objetivo ampliar el espacio dedicado a la instalación de empresas debido a la gran demanda existente.

De hecho, el actual centro de emprendedores se pensó para una capacidad inicial de 14 empresas y ya son 18 las que están instaladas, a falta del visto bueno del Patronato para la implantación de otras dos en el mes de junio. Incluso se está pensando la remodelación de los espacios interiores reduciendo el salón de actos del edificio para dar cabida a la nueva demanda hasta que esté finalizada la segunda fase, porque el objetivo es no dejar «escapar» a ninguna empresa.

Para solucionar esta falta de espacio el Parque Científico y Tecnológico trabaja para desarrollar otros 32.000 metros cuadrados de la segunda fase prevista con 80.000 metros cuadrados, aunque los 50.000 restantes se irán desarrollando en función a las necesidades existentes. En principio está primera parte de la segunda fase está previsto que esté finalizada para el segundo semestre del 2008.

Una docena de empresas

La urbanización de estos 30.000 metros cuadrados permitirán la construcción del edificio que albergará el Centro de I+D de Empresas que dará cabida a las empresas consolidadas que requieran un espacio de más de 100 metros cuadrados liberando así el actual Centro de Emprendedores como vivero de empresas. El nuevo edificio tendrá una superficie de 4.800 metros cuadrados que podría albergar a una docena de empresas con más de 100 metros cuadrados de superficie que cuenten con diez trabajadores.

Pero el Parque no se conforma sólo con los dos edificios para dar cabida a las empresas ya que está previsto que dentro de los 32.000 metros cuadrados de urbanización, cuyas obras arrancarán en un plazo máximo de un mes y medio, se destinarán otros 10.000 metros cuadrados para ofrecer a aquellas empresas que quieran contar con edificios propios integrados en el propio Parque Científico. Tal y como explicó el director del Parque, Pascual González, en el transcurso de la rueda de prensa para hacer balance de los cinco años de funcionamiento y explicar los nuevos proyectos, «no serán muchas empresas pero tendrían una capacidad de personal elevada». A su juicio, el desarrollo del Parque dependerá más de las empresas que se instalen en espacios de alquiler, «porque son empresas que no tienen tanto interés en el ladrillo como por invertir en tecnología, aunque para algunas será fundamental que construyan su propio edificio».

Para el desarrollo de esta segunda fase se ha previsto una inversión de 12,8 millones de euros de los que 2,8 se destinarán a la urbanización, 5,7 a la construcción del nuevo edificio, y 4,2 para el equipamiento de los centros de investigación.

Pero, ¿qué ha hecho el Parque Científico y Tecnológico en sus cinco años de existencia? En este periodo se han urbanizado más de 60.000 metros cuadrados y se han invertido casi 18 millones de euros.

Las principales inversiones se las han llevado el Centro Tecnológico de Automática y Robótica y el Instituto de Energías Renovables que han requerido de 5,3 millones de euros para su construcción y otros 6,1 millones de euros para su equipamiento (aún está previsto otra inversión de 3,5 millones de euros para más equipamiento científico.

¿Qué resultados se han obtenido? Según explicó el viceconsejero de Universidades, Tecnología e Innovación, Enrique Díez, el Parque Científico y Tecnológico cuenta con varios centros de investigación. A los dos ya nombrados (cuya puesta en marcha está todavía pendiente) se suman otros centros de investigación dependientes de la Universidad pero íntimamente ligados al Parque como son el Centro Regional de Investigaciones Biomédicas o el Instituto de Informática. Además, se ha construido un centro de emprendedores que alberga en la actualidad a 18 empresas y ya tiene unos resultados bastante esperanzadores.

3,5 millones de facturación

A 31 de diciembre del 2006 eran 16 las empresas instaladas en el edificio de emprendedores (inaugurado en mayo de ese año) y durante el pasado ejercicio facturaron 3,5 millones de euros. El 48% de las empresas instaladas pertenecen al sector de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), el 22% a la Ingeniería, el 17% a la consultoría tecnológica, el 6% a la biotecnología y el 6% restante a la aeronáutica.

Dos de cada tres empresas que se instalan en el parque tienen carácter regional, mientras que el resto se reparten a partes iguales entre empresas nacionales e internacionales, mientras que el 61% de las empresas ya están consolidadas y el 39% restante pertenecen al vivero.

En sus instalaciones ya trabajan 87 personas de las que 36 trabajan directamente en Investigación y Desarrollo (I+D). Además trabajan otras 224 personas relacionadas con el Parque en materia de I+D. Desde el Parque se han invertido 1,4 millones de euros en investigación, desarrollo e innovación, lo que supone que un 40% de la facturación se reinvierte en este aspecto. El 48% de la plantilla de los centros de investigación son doctores y el resto son becarios de investigación. Además, desde el Parque se colabora en la organización de máster y de cursos de especialista en actividades científicas.

Otro de los proyectos previstos es el traslado de la Agencia de la Energía de Castilla-La Mancha (Agecam) a las dependencias del Parque Científico y Tecnológico.