La Verdad

París, 26 ago (EFE).- El presidente de la región francesa Languedoc Rosellón, el socialista Christian Bourquin, que llevaba en el cargo desde la muerte en noviembre de 2010 de su predecesor, Georges Frêche, falleció hoy a los 59 años por un cáncer.

La autoridad regionales explicaron en un comunicado que el fallecimiento de Bourquin -que era también senador por el departamento de los Pirineos Orientales- se produjo en el hospital Saint Eloi de Montpellier, donde había ingresado el domingo pasado.

Una de las primeras reacciones a la noticia fue la del presidente francés, François Hollande, que rindió homenaje al "hijo de agricultores catalanes", titulado de ingeniería, "que hizo de la acción política el compromiso de toda una vida".

En un comunicado de su gabinete, Hollande envió a su familia "su más sincero pésame", y subrayó que el político "hasta el final, luchó contra la enfermedad con un valor que fuerza la admiración".

Su entrada en política la hizo a la sombra de Frêche, al que había conocido a comienzos de los años 1970. Fue elegido consejero general en el departamento de los Pirineos Orientales en 1994, donde llegó a la presidencia en 1998. Ganó la alcaldía de la localidad de Millas en 1995 y un escaño en la Asamblea Nacional en 1997.

En el consejo regional de Languedoc Rosellón empezó en 2004. Fue uno de los 31 miembros del Partido Socialista de la región expulsados por la dirección de la formación en Madrid al dar apoyo a la lista disidente de Frêche en 2010. Ein embargo, luego fue reintegrado.

En los últimos meses, se había opuesto al proyecto de fusión de su región con otra también fronteriza con España, la de Midi-Pyrénées, dentro de la reforma para simplificar el mapa administrativo promovido por el Gobierno del primer ministro, Manuel Valls.