Pedofilia y maltrato infantil

MANUEL CIFO

Tras el éxito de 'El silencio de la ciudad blanca', en esta segunda parte de la trilogía reaparecen los mismos grandes protagonistas: los inspectores Unai López de Ayala y Estíbaliz Gauna y la subcomisaria Alba Díaz de Salvatierra que está embarazada, aunque no sabe si el hijo es de su marido, el asesino en serie protagonista de la primera parte de la trilogía, o de Unai. Además, la afasia que padece Unai posibilita la aparición del mundo de las redes sociales e internet, con personajes como los hackers MatuSalem y Golden Girl.

Ana Belén Liaño, conocida como Annabel Lee, aparece asesinada, el 17 de noviembre de 2016, siguiendo los patrones de un ritual celta relacionado con la leyenda celta de las Matres, que implica una triple muerte: quemar, ahogar y ahorcar a la víctima. Se inicia así una serie de asesinatos de personas que no deberían ser madres o padres, cuyo relato corresponde al propio Unai, en primera persona. La investigación, que dura dos meses, se alterna con el relato retrospectivo, por un autor omnisciente, de lo que sucedió en junio de 1992, cuando cuatro chicos y una chica, estudiantes vitorianos de BUP, llegaron a Cabezón de la Sal para participar en el proyecto de construcción de un poblado celta.

Fácil lectura

Con todos estos mimbres, la autora construye una novela de fácil lectura, llena de misterios y sorpresas, con un ritmo ágil, a lo que coadyuva la división en setenta breves capítulos cortos y un epílogo. Una novela con buen pulso narrativo, que engancha al lector, máxime cuando incorpora temas como los del maltrato infantil, la pedofilia o el incesto.

Un consejo para la autora y los editores: en lo sucesivo, revisen el uso de la puntuación en las construcciones condicionales y concesivas ('Ortografía de la lengua española', Madrid, Espasa, 2010, pp. 336-338, y la acentuación gráfica de las palabras con hiato, p. 238; se evitarían errores como 'guio', 'rio', 'fio', 'crio', etc.).

 

Fotos

Vídeos