Salpicón de alubias blancas

Crujiente de verano

Pachi Larrosa
PACHI LARROSA

Judías, alubias, habichuelas, frijoles, porotos... sí señores, estamos hablando de la 'Phaseolus vulgaris', que ya es mala leche ponerle ese apellido a la pobre. Que si bien es verdad que es un alimento popular y humilde, tampoco hay por qué insultar. Y menos cuando es una legumbre que ha propiciado platos gloriosos. Es una especie nativa de América, y sus numerosas variedades se cultivan en todo el mundo. Y una de las formas de consumirlas es en ensalada, de la que podemos elaborar cientos de variedades. Vamos con una.

INGREDIENTES

1 bote de alubias cocidas.
2 huevos.
4 pepinillos encurtidos.
1/2 pimiento verde.
1/2 pimiento rojo.
2 tomates maduros.
1 lata de berberechos.
1 botecito de perlas de alga negra.
Para la vinagreta:
3 partes de aceite de oliva.
1 parte de vinagre de manzana.
Eneldo.
Menta fresca.
Jengibre encurtido.
Sal.
Pimienta blanca.

Abrimos el bote de alubias cocidas, que habremos tenido un par de horas en el frigorífico, las ponemos en un colador y las lavamos delicadamente debajo del grifo para eliminar el agua de conserva. Lo de ser delicados es para evitar que la piel se separe. Escurrimos bien y las oponemos en un bol. Cocemos dos huevos, poniéndolos en agua con sal e hirviendo durante 10 minutos justos. Dejamos templar, pelamos, picamos y añadimos al bol. Picamos también los pepinillos, los dos pimientos y los tomates, todo en una brunoise muy fina (cubitos pequeños). Incorporamos también la lata de berberechos escurrida y un par de cucharadas de las perlas de alga (o huevas de mújol).

Mezclamos bien todos los ingredientes de la vinagreta y aliñamos la ensalada. Y solo nos queda servir y disfrutar de esta contundente pero fresca y sabrosa ensalada. Y de 'vulgaris', nada, que lo sepan.

Fotos

Vídeos