La gran aventura

Aarón Sáez
AARÓN SÁEZ

¿Cuántas cosas querías ser de pequeño? Pero de verdad, ¿cuál era la pulsión primigenia, la peli que aparecía en el techo cuando te tirabas panza arriba en el sofá, sin distracciones ni miramientos, a bocajarro, la pasión última en la que sabías 'deep in your heart' que no había escapatoria, que el destino te marcaba el lugar de una manera decidida y genuina?

Yo quería ser aventurero.

No es broma, era lo único que quería hacer. Ser aventurero.

Yo lo pasaba muy mal porque sabía lo que había que hacer para ser futbolista, conocía los pasos, jugar, ser bueno, que se fijaran en ti y que te fichara un equipo. Bien, todo controlado.

Sabía lo que había que hacer para ser músico, empezabas estudiando un instrumento, aprendías a tocar, seguías tocando, dabas conciertos, alguien se fijaba en ti, te fichaba un grupo. Bien, todo controlado.

Sabía, en el podio de mis anhelos infantiles incluso lo que había que hacer para ser como mi padre, que nunca supe muy bien cómo se llamaba su trabajo, pero arreglaba 'walkies', ponía antenas, sabía domar los trastos de casa y siempre tenía cables, piezas pequeñas de metal y soldadores en su taller. Y su taller molaba porque estaba en la parte de atrás de la tienda y había que agacharse para entrar porque la puerta era más pequeñita de lo normal, como si entrara al patio trasero de los Fragel Rock. Y yo sabía que para hacer eso, tenía que irme con mi padre, arreglar cosas, que se fijara en mí, y que me fichara en su equipo. Bien, todo controlado.

Hoy, día de mi cumpleaños, miro atrás y me pregunto si estaría contento mi yo de 8 años de lo aventurero que soy.

Viajo, pero no en trenes orientales, conozco gente, pero no moradores de pueblos fantásticos, y apenas resuelvo entuertos internacionales de gran importancia pero mínima relevancia pública, escapando de un sitio a otro, dejando corazones rotos y amigos que levantan la copa por mí, 'Aaron el aventurero'.

En fin, siempre puedo poner el móvil en modo avión unas horas y no mirar los 'emails' hasta mañana, porque eso es lo más cerca que ando hoy de comenzar 'La gran aventura'.

Fotos

Vídeos