Huerta Viva pide hoy en el Congreso una ley estatal para proteger los territorios agrarios históricos

Aspecto de la Casa Torre de Almodóvar, patrimonio que alberga la Huerta de Murcia en Los Ramos./H. V.
Aspecto de la Casa Torre de Almodóvar, patrimonio que alberga la Huerta de Murcia en Los Ramos. / H. V.

Los cuatro grupos de la Asamblea Regional se comprometen a defender estos espacios y a impulsar su recuperación

Pepa García
PEPA GARCÍA

Los cuatro grupos con representación en la Asamblea Regional firmaron el pasado jueves una declaración institucional en la que se comprometen a defender los territorios agrarios históricos «conscientes de los valores agrícolas, culturales, educativos, paisajísticos y ambientales de estos espacios», reza el documento, con el que se comprometen a hacer realidad un decálogo en su defensa y del suelo fértil en general. «Desde la asociación Huerta Viva hemos celebrado reuniones, desde septiembre, con los cuatro grupos de la Asamblea para solicitarles que apoyaran el decálogo de medidas expuesto en el Pacto Estatal por la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad Territorial», cuentan desde la asociación ciudadana en defensa de la Huerta de Murcia.

Este pacto, denominado Pacto Intervegas y al que ya se adhirió ya el Ayuntamiento de Murcia, fue redactado en 2015 en la Vega de Granada con las aportaciones de colectivos preocupados por el deterioro de los territorios agrarios históricos, como la Vega de Granada, la huerta de Valencia o la de Murcia. «Esperamos que en los próximos meses se sumen más ayuntamientos», afirman.

Con la firma de la declaración institucional, la Asamblea Regional reconoce el valor de los territorios agrarios históricos y se compromete a «impulsar la protección y adaptación normativa; promover la dinamización de la actividad agraria; reconocer el papel de los agricultores y agricultoras; impulsar la recuperación de los territorios agrarios históricos; defender estos espacios y sus valores actualizando el catálogo de bienes patrimoniales de los mismos e impulsando su recuperación; colaborar en el mantenimiento y preservación de su estructura territorial; fomentar la vinculación entre los diferentes territorios; facilitar la incorporación de los productos de estas zonas en circuitos cortos de consumo e instar a la creación de un Consejo Estatal para la red de Territorios Agrarios Históricos que pueda posteriormente integrarse en el Observatorio Europeo de la Agricultura Periurbana».

Estos territorios, defienden los promotores del Pacto Intervegas, contribuyen a la soberanía alimentaria de los pueblos y ciudades donde se encuentran y son fuentes de empleo, «por lo que es responsabilidad de las administraciones públicas asegurar su conservación para las generaciones futuras».

Conservar el suelo fértil

Convencidos de sus numerosos valores socioeconómicos, culturales y etnográficos, integrantes del Pacto de varias comunidades autónomas acuden hoy, con Huerta Viva como representantes murcianos, a una reunión con la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente del Congreso de los Diputados, donde se expondrá la necesidad de una ley estatal de protección de los territorios agrarios históricos y los suelos fértiles, teniendo en cuenta que gran parte de esos escasos suelos (solamente el 11% de la superficie seca de la Tierra es suelo fértil) se encuentran en las vegas y huertas tradicionales.

La primera reunión, a las 11 h., será con el presidente de la Comisión, José Ignacio Llorens, y, a las 12 h., mantendrán otra con todos los diputados de la Comisión. «Hasta el momento han confirmado su asistencia diputados de los grupos PP, PSOE, Unidos Podemos, Compromís, Esquerra Republicana y PNV y, hoy, Llorens tiene previsto registrar la petición de una comparecencia oficial que se celebraría en los próximos meses», adelantan.

Igualmente, desde Huerta Viva han pedido a los representantes de los partidos de la Asamblea Regional que animen a los diputados por Murcia a acudir a la reunión de la Comisión, donde se expondrán los beneficios que generan las huertas tradicionales en la Región, en particular, y en todo el territorio nacional, en general, y las amenazas más importantes que ponen en peligro su supervivencia. Igualmente, defenderán «la necesidad de una ley estatal que ayude a su protección y contribuya a impulsar medidas para que estos paisajes sigan vivos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos