Ferrovial Agroman suma más de 40 años construyendo ilusiones en la Región

Arriba, el Hotel Dos Playas de Mazarrón. Abajo, la ampliación del Centro Médico Virgen de la Caridad. /FERROVIAL
Arriba, el Hotel Dos Playas de Mazarrón. Abajo, la ampliación del Centro Médico Virgen de la Caridad. / FERROVIAL

La compañía, reconocida a nivel internacional, realiza obras civiles, edificaciones industriales sanitarias y residenciales, así como grandes infraestructuras

LYDIA MARTÍNMURCIA

La delegación de Murcia de Ferrovial Agroman, división de construcción del Grupo Ferrovial con presencia en más de 15 países, lleva a sus espaldas cuatro décadas de trabajo bien hecho que lo consolidan como un referente del sector en la Región. Su capacidad de innovación, su afán de mejora constante y un gran equipo de profesionales bien cualificado consiguen que la compañía sea un signo de excelencia en el sector de la construcción.

El objetivo de Ferrovial es la construcción de proyectos de mediana y gran envergadura, abarcando desde edificaciones de todo tipo como restauración, construcción de centros educativos, centros sanitarios, edificios de oficinas o viviendas -en la que son referentes en la Región- hasta instalaciones de tipo industrial y todo tipo de obra civil.

Sus valores se centran en la excelencia, la confianza, la garantía, las entregas en plazo y la innovación. Este último aspecto supone un pilar fundamental para la empresa, ya que de ello depende su liderazgo internacional, como es la implementación de la tecnología BIM en algunos de sus proyectos, optimizando tiempos y recursos, y la ejecución de algunos proyectos innovadores como la reciente finalización en Lorca de una cubierta fotovoltaica flotante en la balsa del 'Huerto Chico' que permite generar su propia energía y a la vez evita la evaporación del agua que contiene. También posee numerosas patentes de diversos procesos constructivos que implementa en las obras de la Región

«Somos muy competitivos en la ejecución de trabajos de proyecto y obra, porque damos una asistencia al cliente y un asesoramiento desde el inicio, de forma que se evita muchos quebraderos de cabeza y al final la experiencia nos dice que ahorran tiempo y dinero», señala Felipe Hernández. En este aspecto, su equipo de profesionales tiene mucho que decir. Lo conforman ingenieros, arquitectos técnicos, topógrafos y personal de prevención, administración y oficina técnica. Su ventaja competitiva se centra en la garantía de cumplir con el precio y el plazo acordado, para lo que aportan su capacidad de gestión a cada una de las obras para cumplir con las exigencias de los clientes.

Como empresa arraigada en Murcia, Ferrovial Agroman trabaja para apoyar el tejido empresarial de la Región y aportar su experiencia y conocimiento para convertirla en referente a nivel nacional. Por ello participa en los proyectos del sector más relevantes.

Entre sus últimos proyectos están la restauración de las fachadas del Palacio de Almudí en Murcia, la actual ampliación del Hospital Virgen de la Caridad de Cartagena entre otras obras diversas de edificación residencial. En obra civil, destacan la construcción de dos tanques de tormentas y la recuperación ambiental del Río Segura. En el aspecto industrial y agroalimentario trabajan de forma continua por toda la Región, especialmente en la refinería de Escombreras, donde existe un equipo permanente.

En los últimos años también se ha centrado en la reconstrucción de Lorca destacando la construcción de 232 viviendas en el Barrio de San Fernando, el Edificio Granada y la remodelación integral de la avenida de Juan Carlos I.

Ligado al desarrollo de la ciudad

Ferrovial Agroman Murcia fue la primera delegación de la empresa que se creó en España. Inició su actividad en la Región de Murcia el 15 de Mayo de 1973 con unas pequeñas oficinas en Ronda Norte, aunque la Delegación de Murcia como sede data de 1975.

La primera obra que Ferrovial Agroman ejecutó en Murcia fue la 'traída de aguas de la contraparada de Murcia', consolidándose más tarde con la construcción de la autopista Ronda Oeste, que significó desviar todo el tráfico de Madrid y Andalucía que por aquel entonces pasaba por la mismísima Gran Vía con destino a Cartagena y el litoral del Mar Menor.

Como obras más significativas de aquella época están el Polígono Industrial Oeste, el actual Mercamurcia o el Estadio Cartagonova, sin olvidar un gran número de infraestructuras hidráulicas construidas como la red de riegos de la Región de Murcia y las desaladoras de Águilas y Valdelentisco, recientemente.

Otras obras significativas en la Región de una etapa posterior fueron el Palacio de los Deportes de Murcia, los Hospitales Virgen de la Arrixaca y el Reina Sofía y gran parte de la Universidad Politécnica de Cartagena.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos