La Verdad

Makro comienza 2017 más cerca de hosteleros y emprendedores

Parte de la flota comercial de Makro Murcia en el aparcamiento de la superficie.
Parte de la flota comercial de Makro Murcia en el aparcamiento de la superficie. / A. DURÁN / EFQ
  • El socio de la hostelería por excelencia de Murcia cumple 20 años mejorando sus servicios y ampliando sus instalaciones

Hace 50 años que Makro apareció en Europa y 20 que llegó a Murcia. Puede que para muchas personas Makro aún siga siendo un 'Cash&Carry', pero para sus clientes, eso es un concepto ya superado. Su dedicación al emprendedor, su vocación de colaboración con el restaurador, su orientación a un surtido y unos servicios cada vez más especializados para los hosteleros han convertido a Makro realmente en una fusión entre la despensa del cliente y el mercado tradicional al que se suman una serie de servicios que aportan un importante valor añadido.

Y es que todo el esfuerzo de la firma está centrado en el hostelero, en una apuesta total por ir de la mano del emprendedor del sector de la hostelería en el viaje tan apasionante que supone la gastronomía actual. Por este motivo, Makro Murcia es un referente para todo el sector gastronómico murciano -empresarios de la restauración, docentes y alumnos de centros de formación, colectivos...-, manteniendo una estrecha relación con todas las escuelas y asociaciones de hostelería, e incluso la Universidad.

Su vínculo con la sociedad murciana y el sector queda aún más remarcado siendo proveedores de los principales eventos, como Murcia Gastronómica, así como de acciones y actividades de obra social como la gala GastroTEA o las diferentes iniciativas de hosteleros para recaudar fondos en la lucha contra enfermedades o apoyando a familias desfavorecidas.

Por todo esto y mucho más, Makro Murcia va más lejos del concepto tradicional de 'Cash&Carry'. Para el grupo empresarial, el principal servicio que se debe ofrecer es el de adaptarse cada día a las necesidades de producto del hostelero pero sobre todo intentar hacerle la vida más cómoda adaptándose, uno a uno, a sus peculiaridades y necesidades.

Así lo explica Rafael Arroyo, director de Makro Murcia, «empezamos hace unos años con un equipo de comerciales que iban a casa de los clientes a conocerles en sus restaurantes y escuchar sus demandas. El siguiente paso fue crear una red comercial que da un servicio de distribución a hostelería, atendiendo actualmente en Murcia a 200 clientes que tienen a su disposición un centro de pedidos, cuatro gestores de clientes que les asesoran y una flota de camiones que ponen cada día sus pedidos en sus locales. Y no hay que olvidar nuestro día a día: asesoramiento, elaboración de cartas, equipo comercial que atiende directamente al cliente en su negocio, talleres, formación».

Sin lugar a dudas, la propuesta de Makro Murcia es ser el mejor apoyo de los restauradores independientes, ser un 'partner' de esos pequeños empresarios y adecuarnos cada día a sus nuevas necesidades aportándoles posibles soluciones y diferentes alternativas. Y éste precisamente, el hecho de estar al lado del restaurador, conocer su nombre y apellidos, y su negocio, es el gran valor añadido de Makro. «No hay dos locales iguales y por ello nuestro trato debe ser también único y absolutamente personalizado, aportando alternativas», apunta Arroyo.

Temas