Así será el dispositivo de atención que se desplegará en Valencia

Atienden a uno de los inmigrantes a bordo del Aquarius. / Reuters

Cruz Roja calcula «dos o tres días» hasta que desembarquen los 629 inmigrantes en España, lo que permitirá organizar el rescate «mucho mejor» que en otros casos

EDURNE MARTÍNEZMadrid

En el momento del desembarco del barco 'Aquarius' en el puerto de Valencia -tras el ofrecimiento del Gobierno-, será necesario un dispositivo que atienda a las 629 personas que lleva a bordo, entre las que hay 123 menores y seis mujeres embarazadas, según ha confirmado la ONG francesa SOS Méditerranée.

Además, cooperantes de Médicos sin Fronteras que trabajan en el barco han confirmado que aunque el estado de salud de las personas a bordo es «estable», con el retraso en su desembarco se está poniendo en riesgo a los más vulnerables: «Seis embarazadas, 15 personas con quemaduras graves y varios críticos por hipotermia y ahogamiento».

Ayer por la tarde, la ONG agradecía el gesto del Gobierno español aunque reconocía que aún necesitaba instrucciones formales de los Centros de Coordinación de Rescate Marítimo de Roma y Madrid. Además, advertían de que «un viaje de tres días a Valencia en un barco que supera su capacidad máxima es inseguro».

Desde Cruz Roja explican a este diario que a pesar de las dimensiones del rescate, en caso de que el 'Aquarius' llegue a Valencia se hará frente «exactamente» con el mismo 'Plan de grandes llegadas' con el que atienden en el litoral español siempre que ocurre un suceso de este tipo, ya sea por la llegada masiva de inmigrantes en un solo barco o por pequeñas pateras en un corto periodo de tiempo. Iñigo Vila, jefe de la Unidad de Emergencia, asegura que Cruz Roja tiene un dispositivo «permanente» con equipos con los que hacer frente a la llegada de cientos de inmigrantes a las costas españolas.

Nada más desembarcar, estas personas serán tratadas por el personal sanitario, que llevarán a cabo un reconocimiento médico y enviarán a los más graves a un centro hospitalario. «En estos casos, se les provee de ropa y calzado secos, aunque con el 'Aquarius' es probable que no sea necesario porque llevan varios días navegando y no creemos que estén mojados», explica Vila. Inmediatamente después se les da de comer y beber. Es en ese momento en el que pasan a disposición de la Policía Nacional, que les toman los datos personales como su nombre, apellidos, edad y origen.

«Se va a poder organizar mejor»

La mayor diferencia respecto al resto de rescates que lleva a cabo Cruz Roja es, en palabras de Vila, que «aún tenemos dos o tres días para planificar la llegada de estas personas, no es una cuestión inmediata». Y es que el jefe de la Unidad de Emergencia dice que sabrán cuándo llegará el 'Aquarius' al puerto de Valencia en el momento en el que les confirmen que comienza a navegar dirección España. «Ahora el barco está lejos aún, entre Italia y Malta, por lo que podemos contar con ese par de días de margen como mínimo», afirma Vila.

El número de profesionales sanitarios que se necesitarán para este dispositivo aún no está decidido ya que aún está por confirmar el número de personas que presentan quemaduras o heridas de gravedad. Además, como cuentan con personal facultativo a bordo, «es posible que la atención médica no sea tan grande como en otros casos». Las embarazadas, por protocolo y como en el resto de ocasiones, «serán trasladadas nada más desembarcar» a un hospital para realizarles «un chequeo médico más detallado».

A modo de conclusión, Vila asegura que no será necesario desplegar un dispositivo especialmente grande, sino que lo más importante es que esté «organizado».

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos