Denuncian 'trampas' para ciclistas en senderos y caminos rurales

Chinchetas y clavos, en medio de un camino rural./LV
Chinchetas y clavos, en medio de un camino rural. / LV

«Colocan chinchetas y clavos grandes para que se pinchen las ruedas y no pasemos más por esos lugares», lamentan los aficionados

A. ALONSO / J. R. PALACIOSYECLA

Están cansados de salir los fines de semana a pasear con sus bicicletas y encontrarse caminos repletos de clavos y chinchetas. Ciclistas de Yecla denuncian que «algunas personas están poniendo 'trampas' en las sendas de algunos parajes para que se pinchen las ruedas y no pasemos por esos lugares».

Las chinchetas son de gran tamaño, al igual que los clavos y tornillos. El último caso conocido se registró el pasado miércoles por la noche en una senda que habitualmente es utilizada por los amantes a este deporte. Algunos aficionados circulaban con sus bicis cuando se encontraron con chinchetas con puntas de unos cuatro centímetros. También se percataron de que había clavos y tornillos de gran tamaño esparcidos para que tuvieran efectividad e impedir así la marcha.

Según relata uno de ellos, «nos dimos cuenta y paramos. No nos pasó nada». Los deportistas recogieron todas las piezas que estaban tiradas en esta zona, que es muy transitada por ciclistas y personas que practican otros deportes. «Lo peor no es que pinches las ruedas, sino que puedas caerte sobre una chincheta con puntas de cuatro centímetros y te la claves», denuncian.

Piedras y cables de acero

No es la primera vez que aparecen este tipo de objetos en medio de un sendero en Yecla. Esta práctica ya ha provocado daños físicos a ciclistas en otros municipios, que encontraron piedras e incluso cables de acero «bastante difíciles de percibir». Los aficionados al ciclismo de montaña sienten temor cuando salen a practicar este tipo de deporte. Así lo denuncian desde el Club Ciclista Altiplano. David Lidón, uno de los encargados, aseguró a 'La Verdad' que «cuando salimos con los críos nos topamos con este tipo de objetos, sobre todo, en zonas donde hay cultivos. Nos ponen chinchetas y clavos para evitar que nos metamos con las bicis por esos lugares, porque a mucha gente le molesta».

Añade que «esto nos lleva pasando desde hace unos tres años. Recuerdo que en una competición también nos encontramos con clavos y chinchetas en medio de un camino». Lidón hace hincapié en que «ya hemos denunciado públicamente este problema, pero es una práctica que cada vez ocurre más. Sobre todo nos está pasando los sábados cuando salimos por las zonas de umbría».

«Hace tiempo que dijeron que se iban a tomar medidas y que iba a haber más vigilancia, pero el problema sigue estando presente y parece que va a más», lamentan los ciclistas. Este diario se puso en contacto con el Ayuntamiento. Desde la alcaldía aseguraron que «nadie ha presentado ninguna denuncia. Cuando se presente, Guardia Civil y Policía Local iniciarán una investigación».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos