laverdad.es
Miércoles, 22 octubre 2014
llovizna
Hoy 11 / 17 || Mañana 12 / 13 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Iniesta alquilará buses a otras empresas si Latbus abandona la concesión

MURCIA

Iniesta alquilará buses a otras empresas si Latbus abandona la concesión

Los administradores piden al Consistorio que reconozca y que compense el déficit anual de 1,3 millones

13.03.12 - 01:04 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Vídeo: laverdadtv
La concesionaria del transporte urbano de Murcia, Latbus, y el Gobierno municipal tienen intención de apurar la vía de la negociación para impedir que a partir del viernes la empresa cumpla su amenaza de suspender 17 líneas subvencionadas por el Ayuntamiento alegando que la Administración se niega a reconocer el desequilibrio económico de la concesión hasta el día de su vencimiento -el 30 de septiembre-. El concejal de Transportes, Javier Iniesta, que niega que el Ayuntamiento tenga deudas pendientes aunque admite que hay reclamaciones recurridas en los juzgados, se mantiene en sus trece ante lo que considera «un chantaje en toda regla» y pidió ayer a la compañía que reflexione sobre las consecuencias legales y económicas de su decisión, e intentó tranquilizar a los usuarios afirmando que si el viernes no se ha logrado un acuerdo alquilarán autobuses a otras compañías para que se preste el servicio.
Mañana la Junta de Gobierno tiene previsto aprobar un decreto para obligar a Latbus a cumplir con sus obligaciones como concesionaria de un servicio público básico. Pero Iniesta está dispuesto a quemar todos los cartuchos antes de que Murcia se quede sin autobuses. «Recurriremos a empresas externas si hace falta, pero no queremos llegar a ese extremo, por eso pido a Latbus que recapacite y establezca líneas de diálogo como siempre hemos mantenido». Iniesta está convencido de que será posible llegar a un entendimiento y sostiene que los administradores concursales -nombrados por el Juzgado de lo Mercantil en diciembre cuando Latbus solicitó voluntariamente el concurso de acreedores- no apoyan las decisiones de los directivos de Latbus, si bien la compañía sostiene que desde hace tres meses cualquier paso que dan es bajo el conocimiento y consentimiento de los gestores nombrados por la juez.
Por su parte, Latbus insiste en que el plan de viabilidad puesto en marcha para garantizar la supervivencia del grupo y cumplir con la Ley Concursal sigue adelante y que uno de los propósitos es evitar que sigan aumentando las deudas de la empresa mientras estén bajo la tutela judicial. Los administradores conocen que el equilibrio está roto -el déficil estructural anual de la concesión urbana es de 1,3 millones anuales- y han solicitado en diversos escritos a la Concejalía de Transportes que se reconozca y que se compense, puesto que las subvenciones que aporta por viajero mensualmente -unos 400.000 euros- no cubren los costes básicos del servicio público. De hecho, con dicha subvención no pagan ni el 75% de los costes de personal adscritos a las líneas urbanas (114 trabajadores).
Subida de tarifas a la vista
El Ayuntamiento de Murcia no es partidario de incrementar las tarifas -Cartagena ha subido a 1,15 euros el billete urbano- para no asfixiar más a los viajeros con la crisis, aunque la obligación de garantizar el equilibrio de la concesión y la amenaza del cese de Latbus puede forzar que haya un incremento en cuestión de días. De hecho, los administradores reclaman que se cubran al menos los costes de explotación que generan las líneas urbanos y la posibilidad más factible es la subida de tarifas como única alternativa posible al cese de actividad.
Latbus achaca su «gravísimo problema de liquidez» al impago de las administraciones, pues calculan que solo entre los consistorios de Murcia y Alcantarilla les adeudan en torno a 8 millones de euros. Sin embargo, Murcia no reconoce los 4 millones que Latbus le reclama. Uno de los pagos pendientes sería el del Buhobús, que el Ayuntamiento exigió que se pusiese en marcha de carácter inmediato en 2005 y posteriormente alegó que solo había sugerido su puesta en marcha y, es más, se resiste a pagar alegando que forma parte de la concesión autonómica.
En Tuenti