Tomás Olivo ya es el único murciano que figura en la lista Forbes de los más ricos

Tomás Olivo./EFE
Tomás Olivo. / EFE

La revista le atribuye una fortuna personal de más de 500 millones, aunque el patrimonio de una de sus compañías supera los 2.000

LA VERDADMADRID

El promotor Tomás Olivo López se ha convertido en el único murciano presente en la lista de los más ricos de España de la conocida revista económica 'Forbes'. El empresario de 65 años, natural de Balsapintada (Fuente Álamo), se incorpora al exclusivo club en el puesto 58, después de la salida a Bolsa de su sociedad de referencia, General de Galerías Comerciales (GGC), que ha revelado que atesora un patrimonio superior a los 2.000 millones de euros. No obstante, Forbes atiende en su lista a una fortuna personal de unos 500 millones, ya que en la valoración individual de la riqueza de Olivo, una parte se atribuye a la familia, incluidos sus tres hijos.

Su patrimonio está constituido por seis centros comerciales en las provincias de Granada, Barcelona, Cádiz, Málaga y Almería, así como por 19 terrenos urbanizables y otros 17 rústicos, además de un edificio comercial y diversas viviendas, oficinas, locales, naves y garajes. El magnate tiene establecida su base de operaciones en el centro comercial La Cañada, en Marbella, considerada la joya de su cartera inmobiliaria, con un valor de 675 millones y unos ingresos de 25 anuales por los alquileres de sus tiendas.

+ Amancio Ortega, a la cabeza de las fortunas de EspañaECONOMÍA P42

Olivo toma el relevo, de esta forma, del que era el año pasado el único representante de la Región en dicha lista, Tomás Fuertes y su familia y que aparecía en el puesto 42. Aunque Forbes no lo explica claramente, el clan familiar, dueño de ElPozo Alimentación, parece desaparecer de esta clasificación, en principio, no por una merma patrimonial significativa, sino por un cambio en los criterios de valoración.

Tomás Fuertes se queda fuera, pero no por una merma patrimonial, sino por el cambio de criterios para hacer la clasificación

Según la publicación, este año «se ha incluido a los futuros herederos en la distribución de la riqueza, lo que ha diluido la valoración personal del resto de accionistas, pero no la riqueza del conjunto» y «la fortuna familiar se analiza en otro cuadro».

Además, «se ha endurecido el criterio en la valoración de empresas por múltiplos comparables y se ha analizado de forma más estricta el perímetro de filiales de los grupos que no consolidan para evitar duplicidades en la valoración».

La magnitud de la riqueza de Tomás Olivo empezó a concretarse a mediados de este año, a raíz del anuncio de que la compañía General de Galerías Comerciales (GGC), que fundó en 1995, iba a salir al mercado alternativo MaB.

La división de galerías comerciales de este hombre de negocios está constituida por un centenar de edificios de alquiler y seis espacios con tiendas repartidos por toda España. Son La Cañada (Marbella), Mataró Parc (Barcelona), Gran Plaza y Mediterráneo (Almería), Las Dunas (Cádiz) y Nevada (Granada).

Sin embargo, uno de los asuntos que le ha generado mayores ingresos en los últimos tiempos ha sido una sentencia relativa al parque comercial de Armilla. El magnate murciano, que desde fechas recientes ha atraído los focos del mundo empresarial y de los expertos economistas del país, fue indemnizado con 157 millones de euros por la Junta de Andalucía, debido a los perjuicios que le ocasionó la paralización de las obras del centro. El empresario cifró, no obstante, en más de 500 millones de euros el dinero perdido en los casi 10 años que la obra estuvo suspendida y los 22 de tramitación administrativa.

Fotos

Vídeos