La Verdad

PSOE y Podemos reclaman que el Tribunal de Cuentas examine el 0,7% de la Iglesia

  • Registran, con el apoyo de Ciudadanos, sendas peticiones, mientras que la Conferencia Episcopal se abre a informar sobre su financiación pública

PSOE y Unidos Podemos registraron ayer en el Congreso de los Diputados sendas peticiones por las que piden un informe al Tribunal de Cuentas sobre la asignación del 0,7% del IRPF a la Iglesia Católica, informa Efe. Las formaciones buscan que, a través de la Comisión Mixta (Congreso-Senado) para las relaciones con el Tribunal de Cuentas, se encomiende al organismo a incluir a la Iglesia dentro de su Programa de Fiscalización para el año 2017. En el caso de los socialistas, se exige, además, que el documento incluya los datos de los dos últimos ejercicios liquidados. El portavoz de la formación morada en la comisión, Segundo González, defendió que «todas las instituciones que reciben financiación pública» deben ser sometidas a una fiscalización «rigurosa» con el fin de que la ciudadanía «conozca a qué se destina hasta el último euro».

Su homólogo del PSOE, Antonio Hurtado, recordó que la Iglesia suma, a través de lo recaudado con la casilla de la Declaración de la Renta, más de 1.240 millones entre 2010 y 2015. Por ello, solicitó que se lleve a cabo un «informe anual» para que «todo esté perfectamente auditado».

En esta línea, el portavoz de la Gestora socialista, Mario Jiménez, defendió que la Iglesia católica debe «incorporarse al esfuerzo de transparencia que se está asumiendo por el conjunto de administraciones públicas», incluidas la Casa Real o el Consejo General del Poder Judicial.

Desde Ciudadanos, su presidente, Albert Rivera, dijo que es «razonable» pedir que la Iglesia «rinda cuentas» cuando recibe dinero de la hacienda pública, «igual que sucede con el dinero que reciben las ONG».

Por su parte, la Conferencia Episcopal Española defendió que la labor que realiza la Iglesia católica en materia asistencial, educativa, cultural y, sobre todo, con las personas necesitadas, justifica «plenamente» el sistema de financiación a través de la casilla del 0,7% del IRPF, aunque se muestra dispuesta a mejorar la información sobre su rendición de cuentas. «La labor en favor de los demás en materia no solo pastoral, sino educativa, cultural y asistencial, especialmente con los más necesitados, creo que justifica plenamente este sistema de colaboración», aseguró el vicesecretario para Asuntos Económicos de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Fernando Giménez Barriocanal.