La Verdad

Nuestra Señora del Rosario emociona en las calles de Murcia

fotogalería

Los nazarenos portan la imagen desde la iglesia de Santa Catalina. / JAVIER CARRIÓN / AGM

  • La talla, obra de Ramón Cuenca Santo, es portada por 26 estantes en una de las últimas procesiones de la Semana Santa de la ciudad

La procesión de María Santísima del Rosario en sus Misterios Dolorosos recorrió las calles de Murcia en uno de los últimos recorridos de la Semana Santa de la ciudad. La talla, de Ramón Cuenca Santo, que fue portada por 26 estantes, es una imagen realizada en madera de cedro tallada y policromada al óleo con ojos de vidrio de media esfera pintados artesanalmente y pestañas de cabello natural.

Según explica la cofradía, la imagen es una antigua advocación presente en el Templo de Santa Catalina desde, al menos, comienzos de siglo XVIII. La antigua efigie fue venerada en la cuarta capilla del lado de la Evangelio de esta iglesia (Fuentes y Ponte) siendo muestra del fuerte arraigo de esta devoción mariana en la ciudad y campo de Murcia al estar presente en gran número de iglesias de esta demarcación.

Contó con cofradía propia que la procesionaba en "rosario público" todos los primeros sábados de mes (Ibáñez García). Desaparecida la anterior efigie en 1936 no fue hasta 2013 cuando se recuperó su culto dentro de esta feligresía, debiéndose tal restauración a la Cofradía del Santísimo Cristo de la Caridad dentro de los actos de su XX Aniversario fundacional.

En la procesión las túnicas son a la usanza de las utilizadas en Sábado de Pasión, con la salvedad de ser en color negro, con el escudo idéntico al existente, pero también en fondo negro. Sin embargo, los mayordomos llevan la cara tapada, a diferencia del Sábado de Pasión. Al mismo tiempo, no se entrega ningún tipo de dádiva penitencial o caramelo.