La Verdad

Las cinco procesiones más curiosas de la Región

Una edición anterior de la noche de los tambores de Mula.
Una edición anterior de la noche de los tambores de Mula. / Martínez Bueso
  • Desde una quema de Judas hasta un concierto callejero de pasodobles: descubre dónde ver un espectáculo de Semana Santa que no te dejará indiferente

Ya ha dado comienzo esa semana de pasión tan apasionante para los miles de fieles que la esperan con fervor durante el resto del año. Nazarenos, bandas de música, cofradías, hasta los floristeros la aguardan la Semana Santa con ahínco. Para todos ellos y también para los espectadores que disfrutan viendo sus marchas, pasacalles, encuentros y festejos; 'La Verdad' os trae una recopilación de los eventos más curiosos que tendrán lugar durante esta semana en la Región.

La Noche de los Tambores

A las doce de la noche de este martes dará comienzo en Mula la famosísisma Noche de los Tambores. Cuando las campanadas de la iglesia y el toque de la fanfarria marquen la media noche, más de 10.000 tambores comenzarán este evento que significa una “rebelión contra el poder establecido”, según cuenta el colaborador de 'La Verdad' José Luis Piñero. A la cita, que se celebra en la Plaza del Ayuntamiento, acuden tamboristas del bajo Aragón, Castilla La Mancha, Valencia y Andalucía. Pero si no te puedes acercar este martes, no te preocupes, porque los tambores estarán tronando hasta las cuatro de la tarde del miércoles: 16 horas ininterrumpidas de tamborada que se escucharán en un alcance de 25 kilómetros. Nosotros te recomendamos, como alternativa, que la veas al amanecer, momento en el que se decoran los tambores con flores como símbolo de haber vencido a las tinieblas.

Pasodobles sin dolor

En teoría, todos los Viernes Santo los fieles están de luto porque ha fallecido Jesucristo. Este concepto ensombreció hace algunos años la tradición de los pasodobles de Cehegín, pero las bandas continuaron con su tradición, a pesar de que la Iglesia no era muy simpatizante. Al medio día del Viernes Santo, cuando ya la procesión se ha recogido en la Parroquia de Santa María Magdalena, las bandas de música que la acompañaban realizan una parada en la puerta del Casino de Cehegín. “Es como una especie de concurso entre ellas, aunque no hay premio alguno que ganar. Cada una se para en la puerta del Casino y toca uno o dos pasodobles. Los solistas de saxofón o de trompeta se suben a una silla y todo el pueblo les aplaude”, relata el crítico y cronista de 'La Verdad' Calañés.

Procesión de madrugada

A este desfile pasionario se le conoce con el nombre del descenso de Cristo a los infiernos, procesión de las ánimas o de las promesas y se celebra durante la madrugada del Viernes Santo al Sábado del Gloria en la localidad de Cieza. A las tres de la mañana, las puertas de la Basílica de la Asunción se abren y en mitad de la oscuridad de la noche comienzan a aparecer nazarenos con antorchas en sus manos, vestidos de saco, con la cabeza tapada por completo y con una soga al cuello. Junto a ellos, el paso 'Jesús abriendo las puertas de los infiernos', del escultor ciezano José Hernández Navarro. Un único ritmo de tambor y una coral acompañan esta procesión por las calles del casco antiguo de Cieza. Terror, tradición, pena y devoción se mezclan en este desfile para el que se apagan las farolas del pueblo y que nosotros catalogamos como no apto para niños.

La quema de Judas

La Semana Santa también tiene una cita parecida a las hogueras de San Juan que nos sirve para quemar todo lo malo que nos haya pasado durante este año. Ese evento es la quema de Judas que se organiza cada domingo de resurrección en Albudeite. Tras el encuentro de Cristo resucitado a las 12,30 del mediodía en la Plaza de la Iglesia, los seguidores de esta celebración zarandean a un muñeco de paja llamado Judas, al que finalmente queman. Este encuentro, una de las tradiciones más antiguas de la Región, va acompañado por todo tipo de cochetes y petardos, además de estar caracterizado por la alegría típica del Domingo de Resurrección.

Al son de la música (moderna)

Otro de los festejos curiosos que se celebran en Domingo de Resurrección tiene lugar en Alhama de Murcia. A las 11 de la mañana, los pasos repletos de flores celebran el típico encuentro con Jesús resucitado y la Virgen en el centro del pueblo. La primera peculiaridad de esta cita es que la Virgen María va vestida con un manto negro. Al encontrarse con el milagro de la resurrección de su hijo, los nazarenos tiran de ese manto para dejarla vestida con otro muco más alegre. A partir de ese momento, todas las bandas de música comienzan a tocar temas alegres y se produce el baile de los tronos. Es un evento que en Alhama se conoce como 'la alegría del resucitado'. Hace unos años, hicieron bailar a Cristo al ritmo de 'Ai si eu te pego', “y quién sabe, a lo mejor este año nos sorprenden con el 'Despacito”, aventura Paco Espadas, colaborador de 'La Verdad' en esta localidad.