La Región registró casi tres violaciones a mujeres al mes durante el año pasado

Tomás (3ª d), ayer, durante la presentación de la campaña./J. Carrión
Tomás (3ª d), ayer, durante la presentación de la campaña. / J. Carrión

La Consejería presenta una nueva línea de actuaciones para prevenir agresiones sexuales y atender a las víctimas de abusos

Daniel Vidal
DANIEL VIDALMurcia

Las cifras de abusos y agresiones sexuales a mujeres siguen siendo escalofriantes. La Región registró el año pasado 379 delitos contra la libertad sexual, de los cuales 33 fueron violaciones. Es decir, que casi tres mujeres fueron violadas cada mes a lo largo de 2016 en la Región. Este dato representa un descenso de más del 20% en relación a las cifras de 2015, según puso de relieve ayer la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Violante Tomás, durante la presentación de un nuevo proyecto regional para la prevención de estos delitos y para la atención integral a las víctimas de abuso y agresión sexual. Sin embargo, y según el Ministerio del Interior, las cifras vuelven a aumentar este año en la Región por lo que se refiere al período comprendido de enero a junio, al pasar de las 13 violaciones de los seis primeros meses de 2016 a las 15 del primer semestre de este año. En el conjunto del país, en 2016 se cometieron un total de 1.684 agresiones sexuales. Más de cuatro por día.

Según destacó Tomás, el objetivo de la iniciativa presentada ayer es «avanzar en la atención integral a víctimas de agresión sexual, así como en la prevención de la violencia sexual». La Consejería pretende dar una respuesta especializada y continuada a las mujeres que sufren la violencia sexual a través de un equipo multidisciplinar de profesionales. De hecho, la Comunidad mejorará la formación del personal especializado en violencia de género con el objetivo de prevenir agresiones, mejorar el conocimiento sobre este tipo de violencia y de las señales de alerta; y mejorar las herramientas de apoyo, prestando especial atención a jóvenes y adolescentes.

Este departamento creará un servicio de información, orientación e intervención para situaciones de agresiones sexuales. «El equipo multidisciplinar, compuesto por profesionales de las áreas de psicología, educación social, asesoría jurídica y trabajo social, realizará una valoración inicial del caso, así como la intervención precisa y un seguimiento continuado, en coordinación con otros recursos que participan en el proceso de atención a estas mujeres», según Tomás. Posteriormente, se llevará a cabo la asistencia integral psicológica, social y jurídica a mujeres víctimas de agresión sexual.

El proyecto incluye acciones de sensibilización en el área educativa y población en general. Así, está previsto llevar a cabo un programa de prevención de agresiones sexuales en los centros educativos que permita difundir los nuevos servicios y los recursos existentes entre la población juvenil y adolescente. El proyecto se llevará a cabo a través de la concesión directa de una subvención de 99.765 euros.

«El silencio es un 'no'»

En cuanto a la campaña de concienciación, dirigida a toda la ciudadanía, pero especialmente a las mujeres que han sufrido violencia sexual, a su entorno familiar y afectivo, y a los profesionales tanto de recursos especializados como de otros ámbitos, «incide en el consentimiento explícito, dejando claro que un silencio es lo mismo que decir 'no'», según la consejera del ramo.

Bajo el eslogan 'Sin un sí, NO', se pretende alentar a la víctima a que denuncie cualquier acto con indicio sexual que se cometa sin su consentimiento y que puede consistir, por ejemplo, en un simple tocamiento. «Queremos poner de relieve el poder de decisión de la mujer, a la vez que invitamos a romper su silencio a las víctimas», manifestó Tomás.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos