Los regantes confían en poder trasvasar esta primavera si se mantiene el flujo en el Tajo

Embalse de Entrepeñas en la cabecera del Tajo. /Lv
Embalse de Entrepeñas en la cabecera del Tajo. / Lv

La cabecera recibe 43 hectómetros en la última semana gracias a las lluvias, y el Segura también aumenta sus reservas en otros 15

Manuel Buitrago
MANUEL BUITRAGO

El incremento de las reservas que está experimentando la cabecera del Tajo da esperanzas a los regantes de la cuenca del Segura para que se pueda reabrir el acueducto esta primavera, siempre que se mantenga el aumento de aportaciones en el Sistema Entrepeñas-Buendía. Debido a las lluvias de la última semana, han entrado 43 hectómetros cúbicos en ambos embalses, por lo que la reserva conjunta se encuentra en los 318 hectómetros (el 13,5% de la capacidad total) según datos de la Confederación Hidrográfica del Tajo.

Durante la tarde de ayer, las aportaciones alcanzaron los 111 metros cúbicos por segundo, que equivalen a 8,6 hectómetros diarios. El sistema de cabecera sigue no obstante por debajo del umbral mínimo para poder trasvasar, que es de 400 hectómetros. El Sindicato de Regantes del Trasvase (Scrats) confía en que el ritmo de entrada de agua permita generar excedentes esta primavera. Podría lograrse en dos o tres semanas con la tendencia actual. El acueducto está cerrado para los regadíos desde mayo del año pasado.

Según la Confederación Hidrográfica del Tajo, el embalse de Buendía tenía ayer tarde 196 hectómetros, lo que supone el 11,98% de su capacidad total , que es de 1.639 hectómetros. A su vez, la reserva de agua en el pantano de Entrepeñas alcanza los 122 hectómetros, el 15,2% de su capacidad total, que se sitúa en 835.

Hace un año por estas fechas los pantanos de cabecera del Tajo almacenaban 447,425 hectómetros cúbicos, es decir, un 18,08% de su capacidad máxima de embalse. En la totalidad de la cuenca hidrográfica del Tajo, los embalses almacenan 5.900 hectómetros, 1.277 más que la semana pasada, y suponen el 53,7% de la capacidad total de almacenaje, que es de 11.007. La Confederación del Tajo informó el viernes de que estaban entrando en Portugal 1.900 metros cúbicos por segundo desde el embalse del Cedillo, en la línea fronteriza, el cual se encuentra casi al 100% de su capacidad debido a las lluvias.

En la cuenca del Segura, las reservas en los embalses también han crecido hasta situarse en los 216 hectómetros, 15 más que la semana pasada. La demarcación está al 19%.

En la cuenca del Ebro, la estación de aforos de Tortosa registró ayer un caudal de 775 metros cúbicos por segundo, que equivale a un flujo de 67 hectómetros diarios en la desembocadura. El caudal será mayor los próximos días y semanas debido al deshielo.

La Mancha quiere su decreto

El Gobierno de Castilla-La Mancha subrayó ayer que, si bien las lluvias de los últimos días han sido positivas para la región en su conjunto, estas precipitaciones no deben suponer que el Gobierno central retrase la aprobación del decreto de sequía para la cuenca del Tajo. El consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, exigió que se siga trabajando para tener una planificación de ámbito nacional y pidió al Gobierno central que dé participación a las comunidades autónomas y que sean consultadas. «No puede ser que se sigan tomando decisiones de manera unilateral, como la apertura de pozos de sequía en Hellín para suministrar agua de consumo de boca y de regadío a Murcia», denunció Martínez Arroyo. exigió que estas decisiones se tomen «entre todos», para que no beneficie a unos agricultores o ciudadanos «frente a otros».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos