Quinto sabotaje a las obras del AVE con la quema de maquinaria de Aldesa

Estado en el que quedó la máquina incendiada junto a la Mota de los Alemanes, en la pedanía murciana de Los Dolores./Juan Carlos Caval / AGM
Estado en el que quedó la máquina incendiada junto a la Mota de los Alemanes, en la pedanía murciana de Los Dolores. / Juan Carlos Caval / AGM

Los agentes encontraron en otra excavadora junto a la que fue incendiada una botella de detergente con gasolina, que podría dar pistas de los autores

MANUEL MADRID y MANUEL BUITRAGOMurcia

Los actos vandálicos en las obras para la integración de la alta velocidad en Murcia y el soterramiento no cesan y en la madrugada del domingo la Policía Local recibió el aviso de un incendio en maquinaria a la altura de la Mota de los Alemanes, en la pedanía de Los Dolores. Los agentes desplazados al lugar, tras recibirse el aviso en la sala del 092 a las 4.35 horas de la madrugada, se encontraron en llamas una de las dos máquinas que Aldesa, adjudicataria de las obras del soterramiento, tiene en este punto. La otra se ha salvado.

Los policías advirtieron una excavadora ardiendo, y en la segunda descubrieron una botella de detergente abierta. Iba envuelta en una bolsa de supermercado y parecía contener gasolina por el olor. Había un tapón azul en el suelo, junto a la rueda delantera derecha de la máquina, y, al lado de la trasera, un guante de plástico de los que suele haber en los surtidores de las gasolineras.

La valla ubicada en el margen izquierdo de la vía, sentido Beniel desde Murcia, presentaba un roto justo a la altura de las máquinas. Policía Nacional y Policía Científica también acudieron al lugar, custodiando la máquina para hacerle pruebas.

La Plataforma se desmarca de los hechos y ve extrañas coincidencias; el PP carga las tintas contra Podemos

Este es el quinto sabotaje que se registra en siete semanas. El último fue el 21 de octubre, cuando se derribaron postes, pantallas de metacrilato, soportes de muretes y tuercas de sujeción; el 12 de septiembre unos encapuchados prendieron fuego a dos máquinas en un solar entre las calles Limonar y Pintor Saura Pacheco; el 29 de septiembre, dos camiones sufrieron un incendio en Senda de los Garres; y el 3 de octubre la noche más violenta, hubo daños valorados en miles de euros y se interrumpió el tráfico ferroviario.

La empresa adjudicataria de la primera fase de las obras, Aldesa, advirtió desde el primer momento de que si persistían los ataques se ponía muy difícil su continuidad, ya que los empleados trabajan con miedo y la conflictividad reinante les impide el cumplimiento de plazos.

La Plataforma Pro Soterramiento se desmarcó de los hechos. Joaquín Contreras, portavoz del movimiento vecinal, dijo: «¡Qué casualidad, que hayan ocurrido justamente después de conocerse las denuncias ante la Fiscalía de Cs y la Plataforma Pro Soterramiento! Por no hablar de las noticias sobre el presunto fraude del AVE entre Crevillente y Murcia, que la jueza acaba de cifrar en más de 60 millones». Considera «raros» los sucesos y dice que los vecinos son los primeros damnificados. Asegura que seguirán reivindicando pacíficamente el soterramiento en la calle y los tribunales.

El portavoz del PP de la Región, Víctor Martínez, criticó a Podemos, y al portavoz de la Plataforma porque «para ambos el soterramiento a su paso por Murcia no era un fin, sino un medio para desgastar al PP». El concejal de Fomento, Roque Ortiz, dijo que «no es posible que venga un comando de fuera a hacer esto» y espera que se arreste a los delincuentes.

Fotos

Vídeos