La protesta en las vías recibe 'refuerzos'

Concentración en el paso a nivel de Santiago el Mayor. /Alfonso Durán / AGM
Concentración en el paso a nivel de Santiago el Mayor. / Alfonso Durán / AGM

Decenas de catalanes se suman a la concentración pro soterramiento ante una fuerte presencia policial. «No tenemos interés en reivindicar nuestra causa; nuestros problemas los arreglamos allí», recalcó el grupo, vinculado al independentismo

Alicia Negre
ALICIA NEGREMurcia

«'Els carrers sempre serán nostres'». Los gritos en catalán se colaron este sábado en las ya tradicionales protestas pro soterramiento en el entorno de las vías, en el barrio murciano de Santiago El Mayor. Decenas de manifestantes llegados de Cataluña -y en menor medida de Andalucía y Valencia- acudieron este sábado al epicentro de este movimiento social, contrario a la llegada del AVE en superficie, para mostrar su apoyo a los vecinos que llevan más de 200 jornadas consecutivas echándose a la calle. Un «encuentro entre pueblos» que coincidió con el desfile grande del Entierro de la Sardina. Al cierre de esta edición, los visitantes, muchos de ellos ligados al independentismo catalán, seguían protestando en el paso a nivel de Santiago El Mayor rodeados de un imponente dispositivo policial.

La llegada de los catalanes a la barriada murciana fue más escalonada y menos multitudinaria de lo que inicialmente se preveía. Según explicó Andrés Campoy, uno de los vecinos de la zona que participó en la convocatoria del encuentro, en torno a 200 vecinos de esta comunidad se desplazaron a Murcia con la intención de apoyar sus protestas. Lo hicieron, principalmente, en coches y furgonetas particulares. Parte de ellos, según explicó Campoy, tenían intención de dormir en tiendas de campaña, en casas de familiares e incluso en sus propios coches. Los vecinos del barrio habían ofrecido, además, unas 40 plazas en sus propios domicilios.

Uno de los asistentes fue Antonio Baños, exdiputado de la CUP, que explicó que inicialmente esta formación tenía la intención de fletar un autobús para acudir a Murcia, aunque al final no salió de Barcelona. Baños insistió en que la intención del colectivo que se desplazó era apoyar el movimiento vecinal gestado en el zona y destacó «la persistencia y el compromiso» de estos ciudadanos. Mostró su deseo, además, de que la lucha en las vías alcance mayor proyección nacional.

«Lamentamos la actitud de la clase política tratando de alentar a la violencia», recalcó el cura Sánchez

Aunque gran parte de los visitantes catalanes estaban ligados al movimiento independentista, ninguno desplegó una bandera estelada ni aprovechó la ocasión para sacar a relucir su batalla. «No tenemos ningún interés en reivindicar nuestra causa. Nuestros problemas los arreglamos en Cataluña», explicó Yolanda Almirall, impulsora de este encuentro. «Hemos sido criticados por no venir con nuestras banderas, pero hemos venido a daros apoyo».

Pasteles de carne y marineras

Joaquín Sánchez, el 'cura de las vías', ofreció un discurso de bienvenida en el que lanzó un mensaje de no violencia. «Vamos a estar hoy con cuatro ojos para intentar evitar cualquier gesto hostil hacia los manifestantes o hacia la Policía», recalcó. «Lamentamos la actitud de la clase política tratando de alentar a la violencia, porque nosotros intentamos que sea algo pacífico». Campoy, por su parte, recalcó que los vecinos de este barrio «están sufriendo la represión por la vía de las multas» y subrayó que eso «cala en otras personas que ven esa injusticia».

El portavoz de la Plataforma Pro Soterramiento, Joaquín Contreras, no acudió a los actos de bienvenida, pero, más tarde, ya en la protesta en las vías, les agradeció su presencia.

A primera hora de la tarde, las 'lecheras' de la Policía Nacional ya blindaban las vías, a uno y otro lado. Decenas de agentes redoblaron la vigilancia en la zona sin que, hasta el cierre de esta edición, se produjese altercado alguno. La protesta transcurrió con normalidad al ritmo de las canciones de Los Viakingos y con una cena al aire libre en la que los catalanes disfrutaron con las marineras, las ensaladas murcianas y los pasteles de carne ofrecidos por los vecinos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos