Policías nacionales y guardias civiles exigen la equiparación salarial al director general durante su visita a Alcantarilla

El director general de la Policía dialoga con los agentes de Policía Nacional y Guardia Civil en Alcantarilla, este viernes. / Juan Carlos Caval / AGM

German López no concreta el proyecto de comisaría de la localidad, excepto que a lo largo de 2018 se harán los estudios geotécnico y topográfico de los terrenos que albergarán las futuras instalaciones

JORGE GARCÍA BADÍA y EFEMurcia

Al grito de "¡Equiparación, Zoido dimisión!" y "¡Mismo trabajo, mismo sueldo!" fue recibido este viernes en Alcantarilla el director general de la Policía Nacional, German López Iglesias, durante su visita a los terrenos que albergarán la futura Comisaría de la localidad. Un grupo de policías nacionales y guardias civiles exigió que los sueldos de ambos cuerpos sean equiparados a los de las policías autonómicas durante los próximos tres años, con una diferencia de 600 euros. López se acercó a los manifestantes para desearles "suerte, porque si os va bien a vosotros nos irá bien a nosotros", lo que motivó que uno de los agentes le espetase que "a ver si de verdad se cumplen ya todas las promesas". El director general admitió que "estas cosas no son fáciles. No es lo que uno quiere, sino lo que uno puede".

En ese contexto, López Iglesias explicó que el ministro lleva meses trabajando en este asunto, en el que "ningún Gobierno antes había cogido el toro por los cuernos". A pesar de que "no es fácil llegar a acuerdos" en este campo, invitó a los representantes policiales a volver a la mesa de negociación porque, según dijo, "estamos cerca del acuerdo" y las diferencias "no son tantas", por lo que confió en llegar a una solución "en los próximos días o semanas".

López Iglesias se refirió también a la detención de un presunto yihadista en el municipio de Torre Pacheco el pasado martes y lanzó un mensaje de tranquilidad a la población puesto que la Policía, dijo, "hace bien su trabajo" y está en constante vigilancia sobre posibles terroristas.

En cualquier caso, reconoció que el yihadismo es un tema que genera preocupación a los cuerpos de seguridad, no solo en el caso de la Región de Murcia sino en el conjunto de España, y se trabaja en todo el país con intensidad para aumentar las detenciones.

El detenido en Torre Pacheco, dijo, era un jornalero con una vida aparentemente normal, algo habitual entre los presuntos terroristas, que tratan de "pasar desapercibidos" en sus entornos para "no delatarse".

No obstante, recalcó que la Policía "es suficientemente inteligente" también para detectar conductas sospechosas y poder detener a estas personas.

Nueva comisaría en Alcantarilla

Durante su visita, el director general no concretó el proyecto de la futura comisaría de Alcantarilla, ni presupuesto, ni características ni plazos de ejecución de las instalaciones. "En estas cosas hay que ser prudente y no se pueden decir muchas cosas concretas porque todavía nos la tenemos", puntualizó. Tan solo avanzó que "ahora hay que redactar el proyecto; antes hay que hacer el estudio geotécnico y topográfico de los terrenos". Para ello habrá que contratar a una empresa externa, ya que la Direccion General de Policía carece de esos servicios. López subrayó que "a lo largo de 2018 podremos tener esos estudios y cuando los tengamos contrataremos el proyecto para redactarlo. A partir de ahí, no será difícil sacarlo a concurso en unos meses".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos