Page pedirá a Sánchez que el Trasvase del Tajo «sea innecesario» en un futuro

Ve la «oportunidad de revertir» la situación y de que el Ejecutivo central apueste por la desalación «como alternativa viable»

EFE / M. B. B.MURCIA

El Trasvase Tajo-Segura estará en la agenda del primer encuentro que mantengan el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y Pedro Sánchez, a quien propondrá el cierre del acueducto. Justo lo contrario de lo que planteará el presidente murciano Fernando López Miras al inquilino de La Moncloa, a quien trasladará el reciente Pacto Regional del Agua firmado con el PSOE y Ciudadanos.

El Gobierno castellano manchego fijó ayer su posición y anunció que planteará al Ejecutivo central una «estrategia» que pase por un «innecesario» trasvase desde el Tajo «en un futuro», y por las desalinizadoras como alternativa «viable y posible». Es uno de los asuntos que Emiliano García-Page abordará con Pedro Sánchez, en una reunión «en la que ya estamos trabajando», según explicó ayer el secretario de Organización del PSOE de Castilla-La Mancha, Sergio Gutiérrez.

Frente a la «herencia envenenada» que, según Gutiérrez, deja el Gobierno de Rajoy al de Sánchez respecto a Castilla-La Mancha, que se resume en el «maltrato» a la comunidad autónoma en materia de agua, el dirigente socialista explicó que la «estrategia» que quiere plantear Castilla-La Mancha al Gobierno de Pedro Sánchez pasa por «un futuro en el que el trasvase Tajo-Segura sea innecesario», la desalinización «como alternativa viable y posible» al trasvase y, en suma, «acabar con el agravio que mantuvo el Gobierno de Rajoy con Castilla-La Mancha» ya que «tenemos la oportunidad de revertirlos», manifestó.

Sobre un posible pacto en materia de agua, señaló que si lo hay, tendrá que incluir los intereses de Castilla-La Mancha ya que «el Gobierno de Page no va a hacer con ninguna Administración nacional lo que hizo Cospedal con Rajoy, que fue vender y ceder los intereses de nuestra tierra en materia de agua precisamente por agradar al jefe». La alcaldesa de Toledo, la Asociación de Municipios Ribereños y Ecologistas en Acción pidieron días atrás el cierre del acueducto.

La reservas en los embalses de Entrepeñas y Buendía alcanzaban ayer los 703 hectómetros. Reciben aportaciones de agua a razón de 44 metros cúbicos por segundo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos