Los vecinos critican el corte de todos los accesos desde la autovía por las obras de asfaltado

José Luis Piñero
JOSÉ LUIS PIÑEROMula

Los accesos al casco urbano de Bullas, por la autovía del Noroeste, en sentido de Cehegín a Murcia, quedaron cortados ayer desde primera hora de la mañana por el reasfaltado del vial. La Policía Local tuvo que informar de forma precipitada a los vecinos ante la situación creada, al no tener conocimiento de cómo iba a verse afectado el municipio en las entradas y salidas a la RM-15.

Como consecuencia de los trabajos, los tres accesos a la población, en el sentido Murcia, quedaron cortados hasta las 18 horas, por lo que todos los vehículos que iban a Bullas tuvieron que llegar hasta el cruce de Cieza -Cagitán-, en el municipio de Mula, a 8 kilómetros, para poder realizar el cambio de sentido. Desde el servicio de mantenimiento de la autovía se han comprometido a solucionar el problema a lo largo de las próximos jornadas, pero ayer ya no pudieron rectificar.

Muchos conductores y usuarios de la autovía RM-15 se vieron perjudicados, y criticaron lo ocurrido; especialmente los vecinos que se querían desplazar en el autobús de línea hacia Mula y Murcia. Tras varias conversaciones con los responsables de la empresa que realiza el servicio de transporte, esta informó de que hasta que no se abrieran los accesos, sus vehículos no podrían pasar por la población en el citado sentido.

Desde el Ayuntamiento advierten de que pedirán responsabilidades por los perjuicios que han sufrido los vecinos. Finalmente, se comunicó la incidencia a Emergencias 112 para garantizar los pasos de ambulancias, bomberos, policía, entre otros servicios.

Temas

Bullas

Fotos

Vídeos