La plantilla de los ayuntamientos se reforzará con 65 trabajadores sociales

Los concejales de Servicios Sociales y directores de centros municipales, ayer, con la consejera. / CARM

La Consejería de Familia incrementa en casi 1,6 millones de euros, un 16% más, la dotación para los servicios sociales de atención primaria

LA VERDADMURCIA

La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Violante Tomás, presidió ayer la reunión con los concejales de Servicios Sociales y directores de centros sociales de todos los municipios de la Región para darles a conocer la nueva financiación para el desarrollo de actuaciones de apoyo al programa de trabajo social de los centros de atención primaria y el Sistema Unificado del Sistema de información de Usuarios de Servicios Sociales (SUSI). Una iniciativa que permitirá la contratación de 65 nuevos trabajadores sociales en los ayuntamientos, que constituyen el primer nivel de atención del sistema a las personas más necesitadas.

Tomás explicó que su departamento incrementará hasta un 16%, en total 1.597.565 euros, la dotación para los servicios sociales de atención primaria municipales con respecto a 2016, de manera que este año alcanzará los 11.600.000 euros. Esta nueva financiación se corresponde con una ampliación presupuestaria procedente del Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) y del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, que es de 866.138 euros; y otra subvención nominativa correspondiente a los presupuestos autonómicos de este año, y que se aprobará en breve, que alcanza los 731.427 euros.

«Se trata de asegurar la atención, promoción e inserción de las personas que presentan necesidades sociales importantes como ausencias de mínimos vitales, situaciones de dependencia o procesos de exclusión social. Ello se concreta en la financiación para el mantenimiento de los profesionales actuales y una inyección presupuestaria muy importante para la contratación de más trabajadores sociales», indicó la consejera.

El sistema SUSI es una ventana electrónica entre las Unidades de Trabajadores Sociales de las entidades locales -municipios y mancomunidades- y el IMAS para gestionar procedimientos. Esta herramienta, puesta en marcha el pasado septiembre, permite regular las condiciones y garantías en el intercambio electrónico de datos. La suscripción del convenio servirá a los profesionales para compartir expedientes de dependencia y para crear un expediente de trabajo único y electrónico. El programa permite la consulta de datos personales, residencia y dirección.

Fotos

Vídeos