Los daños en una cornisa obligan a acordonar una fachada del Museo del Cigarralejo

José Luis Piñero
JOSÉ LUIS PIÑEROMula

El riesgo de desprendimiento de una cornisa ha obligado al Ayuntamiento de Mula a acordonar la parte exterior del Museo del Cigarralejo. La Consejería ha informado al Ministerio de Cultura de la situación que presenta el edificio barroco del marqués de Menahermosa, terminado en el año 1740.

Un técnico del Ministerio ya ha visitado el edificio y lo ha examinado. Desde el Consistorio se ha procedido a acordonar la acera de la parte lateral del palacio, que da a la avenida de Juan Antonio Perea, una de las principales arterias del centro urbano del municipio. Fuentes de la Consejería explican que ya se está redactando el proyecto para ejecutar la obra de restauración y el arreglo de la cornisa. El Museo del Cigarralejo forma parte de un conjunto histórico declarado de interés histórico artístico a nivel nacional.

Más hallazgos Villaricos

Por otro lado, el pasado fin de semana concluyó el campo de trabajo arqueológico de la villa romana de Villaricos. Doce estudiantes han encontrando piezas que demuestran la fabricación de queso y una zona de cubetas que podrían dedicarse a tintorería.

El profesor y director del campo, Rafael González, explica que se está estudiando si esta zona podría haberse dedicado a tintorería porque «han aparecido dos conchas de ostra, que en su momento se utilizaban para hacer tintes». También ha aparecido una estructura circular con mampostería y varios fragmentos de cerámicas, con orificios que corresponden a queseras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos