Olmos: «La ejecutiva de Podemos ha tenido una respuesta decepcionante»

Pablo Olmos. /LV
Pablo Olmos. / LV

Uno de los impulsores de la corriente interna del partido que ha denunciado a la dirección de Iglesias asegura que la demanda busca una «sensata rectificación»

Daniel Vidal
DANIEL VIDALMurcia

«Después de Vistalegre I estuvimos callados porque era lo mejor para Podemos. Pero ahora pensamos que lo mejor, después de Vistalegre II, es no quedarnos callados. Aspirábamos a un sistema interno e independiente de resolución de conflictos. Después de querer validar unos estatutos que no han sido aprobados por la asamblea ciudadana, la respuesta de la ejecutiva ha sido especialmente decepcionante». Así se expresó ayer el murciano Pablo Olmos, uno de los impulsores en su día de la corriente interna de Podemos Profundización Democrática, la misma que ha demandado en los tribunales ordinarios que se declaren nulos los nuevos estatutos del partido, que fueron el origen del conflicto entre la dirección de Pablo Iglesias y el Comité de Garantías de la formación.

Olmos, que en su día se postuló como candidato a la Secretaría General de Podemos en la Región de Murcia a través de la corriente interna Profundización democrática, y que luego se fusionó con la propuesta 'Más Podemos, Más Región' de Óscar Urralburu (el actual secretario general), es hasta ahora el único miembro de Podemos con responsabilidad orgánica que se ha expresado públicamente sobre esta 'rebelión' sin precedentes en la formación morada. Eso sí, opina «como inscrito, no como responsable del área de Participación ni como miembro del Consejo Ciudadano Autonómico», el 'parlamento regional' de Podemos. Olmos se ciñó al comunicado de prensa emitido ayer por Profundización Democrática para señalar que «tras valorar la evolución de los acontecimientos a lo largo de las últimas semanas, y estudiar todas las acciones posibles, entendemos que la vía de la demanda civil debía abrirse» porque «la vía interna estaba agotada», según Pablo Olmos. «No obstante, la intención de esta demanda judicial es lograr una sensata rectificación para que la normalidad democrática vuelva a su cauce mediante la retirada de los actuales estatutos ilegítimos y la realización de una nueva transposición a Estatutos del Documento Organizativo de Vistalegre II, que fuese legítima y fidedigna», detalla el comunicado. Porque, según resumió Olmos a 'La Verdad', en ningún caso pretende este colectivo «llegar a un juicio oral».

Por su parte, fuentes de la dirección regional de Podemos volvieron a declinar realizar manifestaciones al respecto de esta polémica «sin precedentes», definió el propio Olmos quien, sin embargo, restó importancia al silencio que mantiene en este sentido Óscar Urralburu y el resto de las ejecutivas regionales, que están dejando espacio a la «resolución del conflicto», en opinión de Olmos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos