«Los monumentos históricos de nuestras ciudades también respiran»

Bartolomé Palazón.
Bartolomé Palazón. / Vicente Vicéns / AGM

Bartolomé Palazón. Historiador

Antonio Botías
ANTONIO BOTÍASMurcia

Decidió el investigador Bartolomé Palazón descubrir si los monumentos en piedra de la ciudad de Murcia estaban o no en buenas condiciones. Y, ni corto ni perezoso, se aventuró a proponer un proyecto que ha recibido el aplauso del Campus de Excelencia Internacional en Patrimonio de la Universidad de Jaén. Además, también cuenta con la ayuda del Centro Tecnológico del Mármol, Piedra y Materiales de Cehegín. Así que estos días ha comenzado a escanear las primeras esculturas en la ciudad, un interesante trabajo que permitirá conocer el estado de estas obras de arte y las posibles restauraciones a abordar.

-¿Qué está haciendo usted con las esculturas?

-El proyecto está centrado en estudiar el estado de conservación del patrimonio escultórico realizado en piedra natural de la ciudad de Murcia. El objetivo principal es diagnosticar las patologías que padecen las piedras de nuestros monumentos.

-¿Qué intenta demostrar?

-En la tesis doctoral que he realizado sobre escultura pública, de todos los monumentos que he catalogado en la ciudad, hasta 25 están realizados en piedra natural. De todos, para este proyecto pretendemos escanear, de entrada, algunas obras: el conjunto escultórico San Juan de Dios, el relieve Alegoría a Murcia en la fachada de la Consejería de Hacienda, la fachada del Real Casino de Murcia, San Pedro y San Juan de la fachada de la Catedral y el relieve de urgencias del Hospital Morales Meseguer.

-¿Y que harán después?

-Con los resultados conoceremos el estado de las piedras y podremos evaluar la situación que presentan algunos de los monumentos.

-¿El procedimiento afecta a las esculturas de alguna forma?

-En absoluto. Vamos a realizar dos técnicas diferentes. Una es la 'fotogrametría' denominada 'toma de puntos en vuelo'. Y la otra será la caracterización de la piedra mediante la técnica del georadar. Esta última nos dará detalles de la composición interna de las piedras y sabremos qué tipo de patologías pueden presentar exterior e internamente.

-¿Respetamos los murcianos nuestro patrimonio?

-Por supuesto. Solo existen algunos actos vandálicos característicos de adolescentes, que tendríamos que trabajar realizando campañas en colegios e institutos para concienciar al ciudadano del valor histórico de este tipo de monumentos.

-¿Extenderán el proyecto a más piezas de la ciudad?

-Espero que podamos realizar este proyecto en los 25 monumentos para garantizar su durabilidad. Además, con las técnicas empleadas generaríamos una copia de seguridad por si el monumento se destruyera. Un ejemplo de ello podría haber sido la escultura al Apóstol del Árbol, junto a la que cayó el ficus de Santo Domingo.

-¿Con qué instituciones colabora?

-Hay que destacar el CEI Patrimonion10 de la Universidad de Jaén y el Centro Tecnológico del Mármol, Piedra y Materiales, de Cehegín. Estas dos instituciones son las que financian el proyecto. También colabora el Centro de Restauración de la Comunidad Autónoma, los hospitales Reina Sofía y Morales Meseguer, el Casino de Murcia y el Obispado.

-¿Es determinante el clima extremo que tenemos en Murcia para la conservación de las obras?

-El constante cambio de temperatura es uno de los factores que más influye en la conservación de los monumentos, ya que es un material poroso y vivo y, por ello, las superficies de las esculturas necesitan ser tratadas para que aguanten bien las inclemencias del tiempo. Los monumentos también respiran.

Fotos

Vídeos