Desmantelan en Molina un 'garito' familiar en el que se vendía 'maría' a menores

Un agente, con parte de la droga incautada./CNP
Un agente, con parte de la droga incautada. / CNP

Agentes de la Policía Nacional detienen a un matrimonio y sus dos hijos, uno de ellos de 16 años, como presuntos autores de un delito contra la salud pública y defraudación de fluido eléctrico

LA VERDAD

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cuatro miembros de una misma familia, el matrimonio y sus dos hijos, uno de ellos de 16 años, como presuntos autores de un delito contra la salud pública y defraudación de fluido eléctrico. Esta familia había hecho de su vivienda un punto de venta de estupefacientes. Una vez efectuada la entrada y registro fueron encontrados 216 gramos de marihuana, cinco móviles, 500 euros, dos balanzas de precisión y útiles para el corte.

El inicio de esta operación transcurre, tras tener conocimiento los agentes policiales, de la existencia de un punto de venta de droga al menudeo, en una vivienda social generando alarma social entre los vecinos que viven en las inmediaciones y sabiendo que sus principales clientes eran menores de edad.

Las primeras pesquisas policiales y tras establecer diversos dispositivos técnicos policiales de vigilancia, control y seguimientos en las inmediaciones de la vivienda, se pudo constatar que en la misma entraban y salían personas, sobre todo menores de edad, en cualquier tramo horario, que permanecían escasos minutos en su interior.

Tras la pertinente autorización judicial de solicitud de mandamiento de entrada y registro en la vivienda social y morada de los detenidos, los policías actuantes se encuentran con dos compradores que resultaron ser menores de edad. Encontrando en el interior de la casa 216 gramos de marihuana, dispuestos en dosis introducidas en bolsitas de plástico preparadas para su venta, así como 500 euros, dos balanzas de precisión y útiles de corte.

Se significa que de los objetos localizados en el domicilio se ha recuperado un ordenador de sobremesa que había sido sustraído en un colegio de la localidad, el cual fue entregado al director del centro.

Los detenidos son tres varones y una mujer, todos ellos de nacionalidad española y de edades comprendidas entre los 53 y 16 años de edad. Se significa que una vez efectuado todas las diligencias policiales y dando cuenta de ello a la autoridad judicial el padre de familia fue ingresado en prisión.

El operativo policial fue llevado a cabo por los agentes de la Comisaría de Molina de Segura de la Jefatura Superior de Policial Nacional de la Región de Murcia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos