El Consistorio sigue con las charlas de No Te Prives pese a las quejas del Foro de la Familia

Francisco Sánchez, director general de Juventud (c), y Anastasio Bastida (d), alcalde de Los Alcázares, ayer, en el IES Antonio Menárguez durante una charla sobre acoso y homofobia./CARM
Francisco Sánchez, director general de Juventud (c), y Anastasio Bastida (d), alcalde de Los Alcázares, ayer, en el IES Antonio Menárguez durante una charla sobre acoso y homofobia. / CARM

El sindicato Sterm también critica que «la consejera ceda al chantaje de organizaciones conservadoras»

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVAS

El primer teniente de alcalde y concejal de Juventud del Ayuntamiento de Molina de Segura, Fernando Miñana, garantizó que los jóvenes del municipio «sí seguirán contando con las charlas de No Te Prives para fomentar el respeto e informar sobre la realidad diversa de las personas LGTBI». En Molina de Segura las charlas son extracurriculares. En el resto de la Región, la Consejería de Educación decidió el pasado viernes aplazarlas después de que el Foro de la Familia lo exigiera en una reunión mantenida con la consejera. Sin embargo, el lunes la Consejería decidió retomarlas, pero garantizando que los estudiantes asistirán solo si sus padres, que serán previamente informados, están de acuerdo.

El concejal de Juventud lamentó que «el resto de jóvenes de nuestra Región no vayan a contar con los mismos derechos que los molinenses». Para Miñana, la decisión de la Consejería de Educación de condicionar la asistencia a las charlas «se produce tras la presión del Foro de la Familia, asociación ultraconservadora que actúa contra los derechos de las personas LGTBI y fomenta el odio y la discriminación».

Ante esta situación, exigió el «cese inmediato» de la consejera de Educación, Adela Martínez-Cachá, quien «presta más atención al foro ultraderechista que a las leyes de educación». La decisión de suspender este ciclo de charlas se tomó tras una reunión con el Foro de la Familia, «y supone romper los compromisos que tenía adquiridos con las asociaciones LGTBI de la Región», denunció.

«Incumple su obligación»

También el sindicato Sterm se pronunció ayer sobre la decisión de la Consejería de Educación, y criticó que la consejera «ceda al chantaje de organizaciones conservadoras que pedían cancelar las charlas sobre diversidad afectivo-sexual. De este modo, incumple su obligación de promover una educación que fomente la igualdad y trabaje para superar todo tipo de discriminación, incluidas aquellas que tengan que ver con la orientación sexual y la identidad de género, tal y como recoge la propia Ley Orgánica de Educación en su artículo primero».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos