Las ayudas sociales a más de mil familias se regularán con dos nuevas ordenanzas

Bienestar Social ofrece también subvenciones por primera vez a entidades sin ánimo de lucro que trabajan en el campo de la inserción

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVAS

Dos nuevas ordenanzas dan ya cobertura legal a las ayudas para atender a más de mil familias de Molina de Segura con necesidades sociales. Tras ser publicadas en el Boletín Oficial de la Región, entraron en vigor el pasado 27 de octubre, queda regulada la atención de necesidades sociales de carácter imprescindible y de primera necesidad, una de ellas específica para apoyar a familias con menores.

Según indican las nuevas normativas municipales, estas ayudas económicas con carácter puntual o periodicidad limitada se destinarán a paliar o resolver situaciones de emergencia social, prevenir situaciones de exclusión social y favorecer la plena integración social de los sectores de población carentes de recursos económicos propios para la atención de sus necesidades básicas.

La alcaldesa, Esther Clavero, considera «fundamental» que la ciudad cuente con una normativa que regule de forma justa y equitativa, siguiendo un baremo que elimina toda posibilidad de arbitrariedad en la adjudicación de ayudas a personas en situaciones de especial vulnerabilidad.

El objetivo es atender a la gente de una forma justa y equitativa que elimine la arbitrariedad

«Las ordenanzas ofrecen protección jurídica tanto a los ciudadanos como a los profesionales que articulan las ayudas», aseveró el concejal de Bienestar Social, Ángel Navarro. El edil socialista explicó que en los diez primeros meses de este año se han tramitado 1.175 expedientes, de los que se han aprobado 1.006, se han denegado 126 y en trámite se encuentran otros 43 expedientes. El importe de prestaciones aprobadas asciende a casi 275.000 euros y las principales ayudas se destinan a gastos de alimentación, alquiler y farmacia.

Además, la Concejalía de Bienestar Social ha promovido, por primera vez, la concesión de subvención a entidades sin ánimo de lucro, en régimen de concurrencia competitiva durante el ejercicio económico de 2017 en el ámbito de programas de promoción e inserción social y que operan en el municipio molinense, con una partida presupuestaria que suma un total de 20.000 euros. El concejal de Bienestar Social, Ángel Navarro, ha indicado que unas 600 personas se podrán beneficiar de los nuevos proyectos. En concreto, las subvenciones son para las asociaciones Albores (5.848 euros), Ayuda Enfermo Renal (3.691), Disléxicos de Murcia (3.384), Murciana de Lupus (3.384 ) y Ocioarte, Ocio Inclusivo (3.691).

Federación de Vecinos

Por otra parte, la Federación de Asociaciones de Vecinos Interbarrios de Molina quiere impulsar la escuela de participación ciudadana y seguir colaborando en la mejora del proceso de presupuestos participativos, cuya jornada de evaluación se ha fijado para el próximo 18 de noviembre, tras la firma de un convenio con el Consistorio, que le ha concedido una subvención de 10.000 euros.

Fotos

Vídeos