La Verdad

Los vecinos del casco urbano de Molina ya pueden beber agua del grifo

  • Las restricciones continúan en Alguazas, Abarán, Blanca, Cieza, Abanilla, Las Torres, La Matanza de Santomera y pedanías de Molina

Los vecinos del casco urbano de Molina de Segura, más de 47.000 personas, pueden volver a beber agua del grifo, según los análisis realizados en la zona reflejan 88 microgramos de trihalometanos por litro, cuando el valor normal es hasta 100, tal y como ha informado el Ayuntamiento del municipio en un comunicado.

En las zonas de La Hurona, El Rellano, El Fenazar, La Espada, La Albarda, Comala, el Pino, Casa Ros y las Huertas de Arriba y Abajo, también puede beberse el agua de la red municipal.

En todas ellas el consumo de agua está totalmente normalizado y se suman a las pedanías y urbanizaciones en las que se puede beber agua desde este jueves (Torrealta, Ribera de Molina, Campotéjar Alta, Campotéjar Baja, El Romeral, Los Valientes, La Hornera y La Alcayna).

Casi el 80% de los habitantes de Molina de Segura pueden beber agua del grifo (57.526), y se espera que el resto pueda hacerlo en los próximos días.

La recomendación de abstenerse de beber el agua de la red municipal se mantiene, de momento y hasta nuevo aviso, en el resto de zonas del municipio. En todos los casos el agua de dicha red puede ser empleada sin riesgo para el resto de usos domésticos, tales como cocinar, aseo diario y limpieza, entre otras cosas.

El consistorio molinense recuerda que para garantizar el suministro de agua para beber a toda la población ha establecido cuatro puntos de abastecimiento permanente en La Alcayna (Paseo de la Rosa de los Vientos), Campotéjar Alta (Calle Centro de Campotéjar), Campotéjar Baja (Calle Princesa) y Torrealta (Avenida Obispo Javier Azagra).

Restricciones en otros municipios

La recomendación de no consumir agua del grifo alcanzó ayer a siete municipios y a más de 160.000 habitantes. Alguazas, Abarán, Blanca y parte de Santomera se sumaron a las demás poblaciones afectadas: Molina, Cieza, Abanilla, Las Torres y Fortuna (donde se normalizó el suministro el martes). En Santomera, la recomendación solo afecta a la pedanía de La Matanza.