La Verdad

«Aquí huele a cadáver»

Tres vecinos, el pasado martes por la avenida Pedro López Meca, en Bolnuevo, a la altura donde están ubicados los contenedores.
Tres vecinos, el pasado martes por la avenida Pedro López Meca, en Bolnuevo, a la altura donde están ubicados los contenedores. / LV
  • Vecinos y hosteleros de Bolnuevo denuncian los malos olores que hay por la ubicación de once contenedores

Avenida Pedro López Meca. Un grupo de viandantes pasean por la principal arteria de Bolnuevo mientras disfrutan de un día soleado. Todo parece idílico, pero se quedan sin palabras cuando leen en once contenedores las palabras: «huele» , «mierda» y «fuera». Los depósitos están ubicados de forma consecutiva en dicha vía. «La persona que haya hecho estas pintadas lleva toda la razón del mundo, porque huele fatal», asegura. Y sin más, siguen con su ejercicio mañanero. Vecinos y hosteleros denuncian «el mal olor que sale de los contenedores ubicados a la entrada de Bolnuevo». Según explican, «estos contenedores deberían estar soterrados o ubicarse en distintas zonas, porque todos los restaurantes echan ahí sus basuras y, si ahora huele mal, en verano es una cosa infernal. Es más, da igual que los operarios del Ayuntamiento los limpien, pues al día siguiente vuelven a oler».

De momento, los empleados municipales ya han borrado las pintadas realizadas. Pedro Vargas es propietario del Supermercado Bolnuevo, situado a escasos metros de donde se encuentran los contenedores. Este ciudadano ya presentó firmas en el Ayuntamiento hace unos años, pero no causó efecto alguno. «No entendemos por qué están las basuras tan concentradas ahí. Justo donde hay un jardín que se tendría que ver desde la carretera, pero es imposible con tanto contenedor», lamenta.

«Todos los vecinos, comercios y bares tiramos nuestras basuras ahí, así que esta zona huele fatal. A veces, cuando hemos presentado quejas, han quitado algún contenedor, pero llega el verano y lo vuelven a poner», confiesa. Y concluye: «Al camión de la basura le viene perfecto que estén todos colocados en la misma fila».

Nueve restaurantes

Uno de los hosteleros, Salvador Ortiz, hace hincapié en que la única manera de solucionar el problema del mal olor es que hagan contenedores subterráneos. «Si no quieren separarlos en distintos puntos, que los soterren. Yo estoy cansado de salir a la terraza de mi pizzería y oler a muerto. Porque aquí se huele a cadáver», puntualiza. Y es que son nueve los bares que echan los residuos y basuras en los once recipìentes, por lo que «todo el olor está concentrado en el mismo lugar».

Según ha comprobado 'La Verdad', hay dos contenedores de cada tipo (vidrio, residuos orgánicos, envases de plástico, papel y cartón). Además, existe un depósito para la ropa, los zapatos y los juguetes, y otro para llenarlo de aceite usado. «Lo que han hecho con las pintadas no es un acto vandálico. Los que parecen gamberros están en el Ayuntamiento, cobrando de nuestros impuestos y sin querer hacer de Mazarrón un lugar mejor para que se llene de turistas», se lamenta muy cabreada Francisca Torrente, una anciana que siente «angustia» cada vez que sale a tirar la basura.

Los vecinos, a pesar de estar hartos, no pierden las esperanzas de que el Consistorio ponga fin a un problema que lleva a más de uno por la calle de la amargura. «No creemos que sea tan difícil que repartan los contenedores en zonas distintas y que así se acabe esta pesadilla de malos olores», zanjan los residentes.