Material inventariable para los centros que trabajan por proyectos

F. C. MURCIA

El espíritu de la Ley de Gratuidad de los Libros de Texto busca, además de desahogar el esfuerzo económico que realizan las familias, un cambio de concepto que impulse la transición digital y pedagógica para que la educación no gire exclusivamente en torno a una larga lista de libros de texto, sino que los colegios busquen otras herramientas y recursos, como los abiertos en internet o el material elaborado por los propios docentes, para reducir la carga de los manuales.

De hecho, la normativa contempla que los colegios que no utilizan libros de texto porque aplican metodologías activas de enseñanza, como el aprendizaje basado en proyectos, también recibirán la misma dotación para hacer frente a la compra del material (inventariable) que precisen los alumnos. «La autonomía de los centros se refuerza con el sistema de préstamos de libros o de material universal. Es una ley importantísima para los alumnos murcianos, que tendrán acceso al material curricular y a los libros de texto de forma gratuita», destacó la consejera de Educación, Adela Martínez-Cachá.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos