El recuerdo de los terremotos sigue vivo

Deportistas, organizadores y autoridades guardan un minuto de silencio por las víctimas del terremoto antes del inicio de la prueba./J. INSA /AGM
Deportistas, organizadores y autoridades guardan un minuto de silencio por las víctimas del terremoto antes del inicio de la prueba. / J. INSA /AGM

'Corre por Lorca', el legado positivo de los seísmos, reunió a familias al completo, que disfrutaron de una jornada festiva. Setecientos deportistas se calzaron las zapatillas en la prueba que recauda fondos para los damnificados

PEDRO RELorca

Las principales calles de la ciudad se llenaron ayer por la mañana de corredores con motivo de la octava edición de la prueba popular solidaria 'Corre por Lorca', que organizan el Ayuntamiento y 'La Verdad'. Unos setecientos participantes, en todas las categorías, acudieron a la competición, que incluyó una carrera absoluta de 5,6 kilómetros y pruebas destinadas a los más pequeños. Se trata de una cita consolidada dentro del calendario deportivo de la comarca del Guadalentín y es una de las que cuentan con mayor participación. La presencia de pequeños crece año tras año, lo que supone la cantera deportiva de Lorca.

Ayer, instantes antes de que se produjera la salida, los corredores guardaron un minuto de silencio, recordando a las víctimas del terremoto sufrido hace siete años. Pero también lo hicieron los que presenciaban la prueba no solo a pie de calle, sino desde los balcones de la avenida de Juan Carlos I, la arteria principal de la ciudad, donde arrancó la carrera. Durante un minuto, todo quedó en silencio y muchas miradas se fueron hasta lo más alto, mientras familiares de las víctimas recordaron a sus seres queridos.

Entre los corredores, el alcalde, Fulgencio Gil Jódar; el concejal de Economía y Hacienda, Juan Francisco Martínez Carrasco, y la edil de Bienestar Social, Fátima Mínguez. Y se dio cita también la consejera de Educación, Juventud y Deportes, Adela Martínez-Cachá, y el director general de Deportes, el cartagenero Alonso Gómez López.

Medio centenar de voluntarios se encargaron de las inscripciones y del avituallamiento

Desde el inicio de la prueba hubo una dura pugna por consolidarse en el primer puesto entre Mario Molina y Álvaro García, pero al final se distanció el segundo para adjudicarse la carrera con 17 minutos y 34 segundos. Este atleta compitió por el UCAM Cartagena. Tercero quedó Mario Molina, del Puertas Lorca, que llegó dieciséis segundos después del ganador.

En categoría femenina se impuso Ginesa Díaz Asensio, con un tiempo de 23 minutos y 45 segundos. Entró en el puesto 95 de la general, y pertenece al Puertas Lorca. En segunda posición llegó a la meta Victoria Castiñeiras, medio minuto después de la ganadora. Terminaron la carrera absoluta un total de 312 atletas. La anécdota de esta edición la protagonizó un inmigrante senegalés que corrió con unas zapatillas de estar por casa. Dijo que no tenía otras para practicar el deporte que más le gusta.

Mesa solidaria

La recaudación de la prueba se destinará íntegra a la Mesa solidaria que canaliza las ayudas a los damnificados por los terremotos de mayo de 2011. Esta es una de las pocas aportaciones que todavía llegan, como recalcó hace unos días el primer edil durante la presentación de la carrera. De toda la logística se encargaron la Concejalía de Deportes y 'La Verdad', además de medio centenar de voluntarios que realizaron las inscripciones, guardarropía, el reparto de camisetas, agua y señalizaron los cruces con mayor dificultad.

Participaron también la Concejalía de Emergencias, Protección Civil, Cruz Roja y el 061. Entre los patrocinadores, el Hospital Virgen del Alcázar, la empresa municipal de limpieza, Limusa, Cricket, la Comunidad de Regantes de Lorca y el campus universitario de Lorca. La entrega de premios se llevó a cabo en el salón de actos del Centro Cultural de la Ciudad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos