La Casa de los Arcas se suma a la nómina de restauraciones incluidas en el plan director

La inversión prevista en el inmueble es de casi 700.000 euros, según confirma el concejal de Cultura, Agustín Llamas

Pilar Wals
PILAR WALSLorca

La Casa solariega de los Arcas, y la de don Pedro Arcas, en Alporchones, Lope Gisbert y Pío XII; y Corredera, respectivamente, serán las próximas en sumarse a la nóminas de restauraciones del Plan Director de Recuperación del Patrimonio Cultural tras los terremotos de mayo de 2011. Ambos proyectos están prácticamente terminados, por lo que no se descarta que las obras pudieran iniciarse antes de finales de año o comienzos de 2018.

Las obras en la Casa de los Arcas estaba previsto que hubieran empezado hace algunos meses, pero se sumó al proyecto alguna mejora como la recuperación del espacio exterior, que se pretende rehabilitar a modo de jardín histórico, según afirmó ayer el concejal de Cultura, Agustín Llamas Gómez.

La inversión prevista en el inmueble es de 683.100 euros, que serán subvencionados por el plan Director con 449.807 euros. Se trata de una casa solariega que data de la segunda mitad del siglo XVIII. Está catalogada con grado de protección 2, a excepción de una edificación secundaria, que antaño fueron las cocheras, patio y zonas de servicio. La zona más afectada por el terremoto es la que da a la calle Lope Gisbert, que presenta grandes grietas. Se realizaron varias intervenciones tras la caída de fragmentos del alero a la vía pública. Estas actuaciones fueron posteriores a las obras de emergencia que garantizaron la estabilidad del edificio, evitando así el riesgo para las personas y bienes.

Las obras del Palacio de los Condes de San Julián están en la recta final y las de Irurita muy avanzadas

La edificación secundaria fue la más afectada por el seísmo, debido a su inferior calidad constructiva, mostrando un estado casi ruinoso. Su nombre se lo debe a don Jaime Arcas Martínez, que compra en 1893 las cinco partes indivisas en que, documentalmente, se repartía la casa. Muestra todos los detalles de las casas solariegas del siglo XIX. Es una edificación residencial, de planta cuadrada e influencia italiana. En su fachada destaca un escudo heráldico en el esquinazo de las calles Lope Gisbert y Pío XII.

En cuanto a la Casa de don Pedro Arcas, en la Corredera, tiene licencia para un proyecto valorado en 561.000 euros, aunque aún no ha sido aprobado, por lo que no se conoce la cantidad que se aportará desde el plan director. El inmueble está afectado por un grado de protección 2 y, parcialmente con grado de protección 3 para rehabilitación y reforma. El terremoto afectó gravemente a la escalinata principal y a la medianería norte con derrumbes parciales, caída de falsos techos y agrietamiento de muros.

En la recta final se encuentran las obras del Palacio de los Condes de San Julián. La actuación ha contado con un presupuesto de 313.121 euros, de los que han sido financiados por el plan director 247.560 euros. Cubiertas, forjados, fachadas y algún elemento singular han abarcado los trabajos que están devolviendo al inmueble todo su encanto.

La recuperación de la Casa de los Irurita, en la Corredera, también está avanzada, aunque aún queda bastante para llegar a la conclusión de los trabajos. El proyecto está dotado con 427.000 euros del plan director. Aunque en los últimos meses se han incorporado nuevos proyectos de casas solariegas para su recuperación a través del plan director, aún quedan una treintena de viviendas palacio por rehabilitarse. La mayoría se sitúan en Selgas, Corredera, Álamo, Lope Gisbert y Cava.

Temas

Lorca

Fotos

Vídeos