Jódar ve «imposible» la cantidad de regadíos ilegales que denuncia el fiscal

Miguel Ródenas y Francisco Jódar, este viernes, en la reunión de la CHS./Edu Botella / AGM
Miguel Ródenas y Francisco Jódar, este viernes, en la reunión de la CHS. / Edu Botella / AGM

El consejero de Agricultura y Agua insiste en que tienen la «colaboración absoluta» de los agricultores de la zona, que están «igual de interesados» en mantener sus cultivos como en la conservación del Mar Menor

EFEMurcia

El consejero de Agricultura y Agua, Francisco Jódar, consideró este viernes "imposible" que existan en el Campo de Cartagena "tal cantidad de regadíos ilegales" como apunta la querella de la Fiscalía Superior de la Región de Murcia en relación con la contaminación del Mar Menor.

En declaraciones a los medios de comunicación previas a la reunión del consejo de administración de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Jódar mostró su "máximo respeto" ante el escrito del fiscal José Luis Díaz Manzanera en el que acusa a una treintena de ex miembros de su consejería, responsables de la CHS y agricultores de delitos contra el medio ambiente y de prevaricación.

Sin embargo, consideró que el fiscal "está confundiendo los términos" en sus valoraciones sobre los regadíos, que en cualquier caso, deben ser controlados por al CHS y no por la comunidad autónoma y, que en su opinión, está de manera mayoritaria perfectamente controlados y legalizados.

"El agua es finita y que haya un regadío ilegal supone que le está quitando el agua a otro regadío", señaló, por lo que ha insistido en que "tiene que ser completamente imposible" que en el Campo de Cartagena haya un gran número de cultivos ilegales.

En cuanto a las desalobradoras también irregulares ha indicado que será la investigación del fiscal la que determine cuáles de ellas están en esa situación.

No obstante, insistió en que los agricultores del Campo de Cartagena son "absolutamente responsables", tanto con el uso sostenible del agua como con el cumplimiento de las medidas legales encaminadas a mejorar la situación de la laguna costera y de hacer compatibles los usos agrarios con los turísticos y medioambientales.

En ese sentido, insistió en que la consejería tiene la "colaboración absoluta" de los agricultores de la zona, que están "igual de interesados" en mantener sus cultivos como en la conservación del Mar Menor.

Si hay entre ellos algunos que se han saltado la ley, ha dicho, deberán ser perseguidos como en el caso de cualquier otro delito.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos