Un invierno más sin ampliación de UCI y Urgencias en La Arrixaca

Las camas volverán inevitablemente a los pasillos ante la falta de espacio en el principal centro hospitalario de la Región

Javier Pérez Parra
JAVIER PÉREZ PARRAMurcia

La Arrixaca afronta un invierno más el aumento de la presión asistencial con problemas de espacio tanto en Urgencias como en UCI. Inevitablemente, las camas volverán a poblar los pasillos del servicio de Urgencias, mientras las estrecheces en Cuidados Intensivos y Reanimación obligarán previsiblemente a la suspensión de intervenciones quirúrgicas en los momentos de mayor avalancha.

La ampliación de las Urgencias se anunció en 2015, pero la iniciativa volvió al cajón poco después. En cuanto a la UCI, los presupuestos de la Comunidad para 2018 incluyen una partida de 140.000 euros para la redacción de un proyecto de reforma y ampliación, lo que significa que las obras no comenzarán antes de 2019. De momento, la dirección de La Arrixaca se plantea ganar algunas camas de manera provisional reasignando espacios. En concreto, se dotará a la UCI con ocho plazas adicionales para pacientes semicríticos. Queda por ver si esta medida será suficiente para evitar la suspensión de intervenciones cuando llegue lo peor del invierno.

El proyecto definitivo pasa por construir un nuevo edificio que permita ampliar tanto la UCI como Urgencias. «De esta forma descongestionamos ambos servicios», subrayó el director gerente de La Arrixaca, Ángel Baeza, en una entrevista concedida en octubre a 'La Verdad'. «Parte de los problemas de lista de espera quirúrgica que tenemos se deben a que UCI y Reanimación están colapsados. Muchas veces tenemos que suspender intervenciones porque no tenemos capacidad suficiente», explicaba Baeza.

En el Infantil, sin embargo, el invierno se afronta con el servicio de Urgencias ya ampliado. Se ha ganado el doble de espacio y se ha pasado de seis a diez camas de observación en 'boxes' individuales, de los cuales tres son de aislamiento.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos