El fiscal rebaja de casi tres años a solo cinco meses la petición de pena a dos socios

LA VERDADMURCIA

Los hermanos Segundo y Francisco Clemente Lozano, exsocios y actuales compañeros de banquillo de Nicolás Mateos, no serán condenados a más de cinco meses de prisión. Según explicaron fuentes jurídicas, la Fiscalía y la Abogacía del Estado rebajaron ayer, durante la última sesión de la vista, su petición de pena para los dos acusados de suministrarle facturas falsas a Mateos para que este pudiese defraudar al fisco y la fijaron en cinco meses de prisión por un presunto delito contra la Hacienda Pública con la atenuante de confesión.

Esta rebaja se produce después de que, en la primera sesión de la vista, ambos reconociesen ante el tribunal la utilización de esas facturas falsificadas. De este modo, el empresario logró supuestamente desgravarse ilegalmente 94.145 euros en 2006 y pedir en 2007 la devolución de 156.591 euros, aunque no lo consiguió al detectar los funcionarios de Hacienda las facturas.

El letrado Raúl Pardo-Geijo Ruiz, que se encarga de la defensa de los dos hermanos, solicitó ayer la absolución de ambos y, de forma alternativa, que sean condenados a un mes y 15 días de cárcel al entender que concurre, además, la atenuante de dilaciones indebidas. La condena, en todo caso, no podrá ser mayor de cinco meses. Los representantes de los afectados -que quedaron fuera del procedimiento por un defecto formal- llegaron a solicitar hasta 9 años de prisión para los hermanos -que inicialmente afrontaban un delito de estafa que fue sobreseído-. La Fiscalía, que pedía dos años y nueve meses, lo dejó en cinco meses.

El letrado Pardo-Geijo protagonizó, durante la vista, un sonado rifirrafe con el controvertido magistrado Félix Alfonso Guevara, presidente de la Sección Tercera de la Audiencia Nacional. En el transcurso de la discusión el juez advirtió al letrado de que si seguía por ese camino podría ser sancionado. El abogado le recordó que todo estaba grabado y que el sancionado podría ser él.

Fotos

Vídeos