Los explosivos del sabotaje al AVE pudieron causar «amputaciones e incluso la muerte»

Un policía muestra, ayer, una de las cápsulas explosivas, cargadas con pólvora negra, que se lanzaron a las obras del AVE para amedrentar a los trabajadores./Nacho García / AGM
Un policía muestra, ayer, una de las cápsulas explosivas, cargadas con pólvora negra, que se lanzaron a las obras del AVE para amedrentar a los trabajadores. / Nacho García / AGM

El adulto detenido presuntamente fabricó en su casa los artefactos y utilizó a dos menores para ejecutar los atentados

Julián Mollejo
JULIÁN MOLLEJOMurcia

«Esperamos que la operación le dé tranquilidad a los trabajadores», declaró a modo de conclusión el jefe superior de la Policía Nacional en la Región, Cirilo Durán, al finalizar la explicación del operativo que condujo a la detención de dos personas, un hombre de 55 años y un menor de 14, y a la imputación de otro menor de 17 años como presuntos autores de algunos de los actos vandálicos contra las obras del AVE en Murcia llevados a cabo en los últimos meses. Las palabras del jefe superior de la Policía aludían a la extremada gravedad de los actos de sabotaje, y a la utilización en ellos de artefactos explosivos que «pudieron provocar amputaciones e incluso la muerte» a alguno de los operarios contra los que se lanzaron con el fin de amedrentarlos y paralizar o retrasar las obras, según explicó el jefe de la Policía Científica, Juan Manuel España.

De los tres implicados en los hechos, al adulto, identificado como Carlos 'El Profe', vecino del barrio de Santiago el Mayor y conocido dentro del movimiento contrario al soterramiento, está acusado de los delitos de daños y coacciones por ser presuntamente el responsable de la fabricación casera de los artefactos utilizados en los atentados, que después entregaba a los jóvenes para que los llevaran a cabo en los lugares que él les indicaba, según han declarado los dos menores ante la Policía.

El adulto detenido se cubre el rostro, tras declarar ante la juez, que lo dejó libre anoche, pero le prohíbe acercarse a menos de cien metros de las vías.
El adulto detenido se cubre el rostro, tras declarar ante la juez, que lo dejó libre anoche, pero le prohíbe acercarse a menos de cien metros de las vías. / Alfonso Durán / AGM

El de 14 años, que se encuentra en su casa a la espera de la actuación del Juzgado de Menores, fue el presunto autor el 29 de diciembre, según la investigación policial, del incendio intencionado de una excavadora y de paneles de metacrilato mediante botellas con gasolina facilitadas por 'El Profe', causando daños valorados en más de 98.000 euros. Por ello fue arrestado por un delito de daños.

La juez puso ayer en libertad a 'El Profe', pero le prohibió acercarse a menos de cien metros de las vías del tren

Este atentado fue determinante en el curso de la investigación, ya que permitió que un testigo siguiera e identificara al autor, lo que facilitó después que se conocieran las personas con las que se relacionaba.

El joven de 17 años está imputado por un delito de coacciones por el presunto lanzamiento de objetos explosivos facilitados por el adulto detenido, el cual llegó también a participar activamente en estos actos, según la Policía.

Al menos quince de estos objetos explosivos fueron lanzados desde el inicio de las obras de soterramiento del AVE hasta el mes de diciembre, siempre en horario laboral y con la clara intención de intimidar y asustar a los trabajadores.

Mecha y pólvora negra

El jefe de la Policía Científica se encargó de explicar la peligrosidad de estos artefactos. Estaban elaborados con cápsulas metálicas de gas a presión, como las que se usan para las carabinas de aire comprimido o para dar presión a los neumáticos de las bicis. Una vez vaciadas, se rellenaban con 12 o 13 gramos de pólvora negra y se les incorporaba una mecha. La deflagración «fragmentaba la cápsula y la convertía en pequeños elementos balísticos con aristas cortantes y una capacidad lesiva enorme», indicó el inspector jefe Juan Manuel España. Por suerte, ninguno de estos artefactos llegó a provocar heridos entre los operarios.

La detención de 'El Profe' y el registro de su casa fue también determinante en la investigación, a causa de los artículos presuntamente incriminatorios hallados. No solo tenía en su domicilio mecha incendiaria similar a la utilizada en las cápsulas, sino también facturas de la compra de éstas en un hipermercado de Murcia, un tirachinas de caza que pudo utilizarse para lanzar desde lejos los artefactos explosivos y también un croquis dibujado a mano de la zona de las obras del AVE, en el que figura dónde están las máquinas, los paneles y las zonas de más o menos luz.

El jefe superior de la Policía lamentó la «utilización de menores», «a sabiendas de su inimputabilidad penal o menor responsabilidad a la hora de ser penado». El delegado del Gobierno, Francisco Bernabé, informó de que la investigación continúa para determinar la autoría del resto de actos contra el AVE, por lo que no descartó más detenciones.

La titular del juzgado número 5 de Murcia, tras tomar declaración ayer a 'El Profe', le dejó en libertad pero le impuso la prohibición de acercarse a menos de 100 metros de las vías del tren, de las zonas del AVE y del lugar de la acampada de protesta por las obras. La juez le investiga por un delito de daños mediante incendio agravado.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos