Publicado en el BORM el tope de 150 euros por alumno en la ayuda para libros de texto

Publicado en el BORM el tope de 150 euros por alumno en la ayuda para libros de texto
Fran Manzanera

La Unión de Consumidores de España en la Región estipula que el gasto medio de un alumno en los centros educativos públicos y concertados asciende a 300 euros durante el presente curso

EFECartagena

La consejería de Educación, Juventud y Deportes ha fijado en 150 euros la cantidad máxima para comprar libros de texto por cada alumno de tercero y cuarto de Primaria, Educación Especial y Aulas Abiertas, que serán los primeros en beneficiarse el próximo curso de la Ley de Gratuidad de los Libros de Texto aprobada el pasado marzo.

Esta cifra será de 100 euros en el caso de los estudiantes de FP Básica, según la resolución de la Dirección General de Centros Educativos publicada en el Boletín Oficial de la Región de Murcia.

La Unión de Consumidores de España en la Región de Murcia (UCE-RM) publicó un informe en agosto de 2017 donde estipuló que el gasto medio de un alumno en los centros educativos públicos y concertados ascendía a 300 euros durante el presente curso académico.

El documento de la consejería de Educación señala que los directores de los colegios actuarán como órganos de contratación para realizar la compra de libros de texto y material curricular, hasta el límite de la cuantía legalmente fijada para los contratos menores, cuyo dinero será suministrado por el Gobierno regional en base a los 9,7 millones de euros presupuestados para 2018.

Educación comunicará a los centros docentes el importe asignado con tiempo suficiente para que la selección de los libros y el material curricular no supere las cantidades máximas establecida, mientras que solo se podrán seleccionar ejemplares que superen la cantidad asignada si el centro dispone de fondo de reserva suficiente para ello o asume directamente dicho gasto.

Esta ayuda será incompatible con cualquier otra otorgada para la misma finalidad que el solicitante pudiera obtener de otras administraciones públicas o entidades de naturaleza pública o privada, además de prohibir a los centros pedir a las familias dinero para la adquisición de libros de texto o material curricular reutilizable.

La resolución de la consejería ha sido criticada por la Asociación de Librerías de la Región de Murcia (ALRM), al imponer una cifra que provocará que el profesorado tenga que optar por los manuales «más competitivos económicamente en detrimento de los proyectos curriculares que consideren más apropiados para ejercer su docencia».

Por su parte, ha alertado de que las librerías, en un sistema de precio libre, quedarán fuera del tradicional canal librero «apropiándose las editoriales de su espacio en un sálvese quien pueda».

Finalmente, el presidente de la ALRM, Manuel García, ha apostado por otorgar un «cheque libro» a nombre del alumno para que la familia elija la librería donde comprar los libros de texto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos