La Verdad

Cabieces, condenado a un año de cárcel por el 'caso Kutxabank' y Mario Fernández a seis meses

Mikel Cabieces, Rafael Alcorta y Mario Fernández, durante el juicio del 'caso Kutxabank'.
Mikel Cabieces, Rafael Alcorta y Mario Fernández, durante el juicio del 'caso Kutxabank'. / Manu Cecilio
  • El tribunal estima que el exdelegado del Gobierno en el País Vasco, junto al abogado Rafael Alcorta, al que también impone una pena de seis meses, son autores de un delito de apropiación indebida

Moda casual para hombre y mujer

Hasta 90%

Viste tu cama con diseños originales

Hasta 70%

Abrígate este invierno con estilo

Hasta 80%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 80%

Calzado técnico running y trail para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

¡Moda chic y casual a precios increíbles!

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Sea cual sea tu estilo hay una chaqueta de piel para ti

Hasta 70%

Renueva tus básicos y luce piernas esta temporada

Hasta 80%

Decora y protege tu sofá con fundas de calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Textura y suavidad en textil de baño

Las mejores marcas a los mejores precios

Nueva colección de botas, botines y australianas

Hasta 80%

Desplázate con la mejor tecnología

Hasta 70%

Bolsos y complementos de piel

Hasta 80%

La marca de moda en exclusiva para ti

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Calzado de tus marcas favoritas

Las mejores marcas a los mejores precios

El exdelegado del Gobierno en el País Vasco Mikel Cabieces ha sido condenado a un año de cárcel y una multa de 9.000 euros por apropiación indebida en la sentencia del 'caso Kutxabank'. El expresidente de la entidad financiera Mario Fernández y el abogado laboralista Rafael Alcorta también han sido condenados por el mismo delito, aunque tan sólo a seis meses de prisión y una multa de 4.500 euros. Tanto la Fiscalía como la acusación popular ejercida por un grupo de organizaciones sindicales liderado por LAB y ESK, habían solicitado que se les impusiese una pena de tres años de prisión.

Kutxabank presentó una denuncia ante la Fiscalía en diciembre de 2014, tras haber realizado una auditoría interna en la que se recogían las impresiones del director de Recursos Humanos, Fernando López de Eguilaz, que había recibido en su día las instrucciones para facilitar la contratación de Mikel Cabieces. López de Eguilaz había transmitido al nuevo presidente del banco, Gregorio Villalabeitia, su convicción de que Cabieces fue contratado de forma indirecta durante tres años pero que no había prestado servicio alguno a la entidad.

Mario Fernández decidió contratar a Mikel Cabieces a principios de 2012. Según declaró en el juicio, lo hizo tras recibir la llamada de "tres relevantes dirigentes políticos", cuyos nombres no facilitó, que le pedían ayuda para que el exdelegado del Gobierno en el País Vasco pudiese retomar su profesión de abogado laboralista. El expresidente de Kutxabank admitió que lo hizo de acuerdo "con una ley no escrita", por la cual era justo "ayudar a reintegrarse a la vida laboral a las personas que habían tenido una posición destacada en la lucha antiterrorista".

Cabieces pasó entonces a formar parte del despacho de Rafael Alcorta, abogado que actuaba como asesor externo del Kutxabank en materia laboral, mediante un incremento mensual de la igual que percibía por un importe de 5.700 euros. Dicha cantidad iba íntegra a Mikel Cabieces.

Durante los años 2012, 2013 y 2014, Mikel Cabieces permaneció ligado al despacho de Rafael Alcorta, ya que el compromiso adquirido por Mario Fernández fue precisamente de tres años. Durante ese periodo, también mantuvo un contrato con la empresa eléctrica Iberdrola, al tiempo que realizó otros trabajos como abogado.

La sentencia estima que Mario Fernández dispuso de forma injustificada de un patrimonio que pertenecía al banco para beneficiar a Cabieces, sin que se haya acreditado que éste trabajara realmente para el banco, pese a las declaraciones de Rafael Alcorta y de otros miembros del despacho, que aseguraron que sí lo hizo. El tribunal ha considerado que en el caso de Alcorta su papel fue de colaborador, al tiempo que en la pena impuesta a Mario Fernández ha considerado también para rebajar la misma el hecho de que el expresidente devolvió íntegramente a la entidad los 247.000 euros que había cobrado Mikel Cabieces, antes incluso de la presentación de la demanda.