La Verdad

El tráfico en las autopistas de peaje crece por primera vez desde 2006

Autopista de peaje.
Autopista de peaje. / Archivo
  • Repuntó un 2,39% en 2014, aunque sigue lejos de las cifras que se registraban hace ocho años

El tráfico en las autopistas de peaje repuntó un 2,39% en 2014, el primer crecimiento que registra este indicador desde hace ochos años, aunque encadena un descenso del 31,5% desde los máximos que alcanzó en 2006, antes del estallido de la crisis.

Según los últimos datos del Ministerio de Fomento, el tráfico de estas carreteras registró el pasado año una media diaria de 16.346 vehículos, lejos de los más de 23.867 que se contabilizaban hace ocho años.

Desde comienzos de año, salvo en marzo (cuando el tráfico de las autopistas de peaje cayó un 7,2%), el tráfico en las autopistas de peaje ha registrado aumentos interanuales todos los meses, especialmente destacado en abril, cuando subió un 15,5%, remontando la senda de caídas que había dejado la Intensidad Media Diaria (IMD) de estas carreteras en mínimos históricos.

El crecimiento registrado en 2014 se produce después de que el tráfico en las autopistas de peaje españolas encadenase en 2013 su séptimo ejercicio de caídas tras descender un 4,9% con respecto a un año antes.

Junto al incremento total del tráfico, también se ha observado en 2014 un repunte del 7% en el número de vehículos pesados (camiones y autobuses) que circularon por las autopistas de peaje, lo que manifiesta un cambio de tendencia.

Concurso de acreedores

Desde que en 1990 arrancó la serie histórica de esta estadística, la Intensidad Media Diaria (IMD) de las autopistas de peaje se mantuvo en el entorno de los 15.000 vehículos diarios hasta 1998, año a partir del cual escaló progresivamente hasta superar en el año 2000 por primera vez los 20.000 vehículos al día. Durante una década, el tráfico en las autopistas estatales de peaje llegó a superar esta cifra (alcanzando su máximo en 2006 con 23.909 vehículos diarios) hasta que en 2010 bajó nuevamente de los 20.000 vehículos.

Desde 1990, la red de autopistas de peaje se ha incrementado cerca de un 50% al pasar de 1.724 kilómetros a 2.550. El sobrecoste de las expropiaciones, la pérdida de poder adquisitivo de los ciudadanos, el incremento de los carburantes y la existencia -en muchas ocasiones- de carreteras gratuitas que cubren el mismo trayecto llevó a varias autopistas de peaje al concurso de acreedores.

Entre las nueve autopistas de peaje con problemas financieros que se integrarán previsiblemente en la sociedad pública que diseña el Gobierno para garantizar su viabilidad, tres de ellas tuvieron crecimientos en el tráfico.

Entre las que presentaron caídas de los tráficos destaca, fundamentalmente, la R-2 (6,2%), seguida de la R-5 (4,2%); R-4 (3,4%); AP-41 entre Madrid y Toledo (2,8%), R-3 (0,57%) y la Circunvalación de Alicante (0,3%). Los crecimientos se registraron en la AP-7 entre Cartagena-Vera (2,8%), el Eje Aeropuerto (2,5%) y la AP-36 entre Ocaña-La Roda (2,17%).

Temas