Desvían 713.000 euros del soterramiento para cubrir pérdidas en cultura y deportes

El consejero de Hacienda lo justifica con que se retrasaron las obras del AVE por el colector, y dice que el dinero no peligra

Manuel Buitrago
MANUEL BUITRAGO

El Gobierno regional realizó dos modificaciones de crédito para desviar 713.000 euros destinados a las obras de soterramiento del AVE en Murcia, que se destinaron a cubrir pérdidas en la Orquesta Sinfónica de la Región y al Centro de Alto Rendimiento de Los Narejos. Según la información a la que ha tenido acceso 'La Verdad', ambas operaciones las realizó la Consejería de Hacienda a finales del año pasado, una vez que fueron aprobadas las respectivas memorias justificativas con el visto bueno de la Intervención General de la Comunidad.

Los datos se han conocido ahora, a través de una solicitud que cursó el Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea Regional. La primera operación tuvo lugar en octubre, cuando se autorizó la transferencia de 300.000 euros del soterramiento del tramo de Senda de los Garres, que se desviaron para cubrir pérdidas de ejercicios anteriores de la sociedad pública Murcia Deportes. La segunda modificación llegó un mes después, con un montante de 413.000 euros, con los que se taparon las pérdidas acumuladas de la Orquesta Sinfónica. En ambos casos mediaron los acuerdos previos entre las consejerías de Fomento e Infraestructuras y de Cultura y Portavocía.

El dinero del soterramiento del AVE corresponde a la asignación que debía entregar la Comunidad Autónoma a la Sociedad Murcia Alta Velocidad. Así quedó reflejado en el presupuesto de la Comunidad del año pasado, cuyo montante total ascendía a 23,8 millones de euros. El resto de la inversión corresponde al Ayuntamiento de Murcia y a Adif. En los presupuestos de ese año, la asignación autonómica quedó fijada en 7,5 millones de euros para el mismo fin.

El consejero de Hacienda y Administración Pública, Andrés Carrillo, justificó ayer ambas operaciones argumentando que las modificaciones de crédito son habituales, y que en este caso la Sociedad Murcia Alta Velocidad no requirió el dinero a la Comunidad porque el año pasado se retrasaron las obras del soterramiento, debido a los obstáculos que surgieron en el proyecto. En concreto, la necesidad de desviar el colector de aguas pluviales de Murcia, cuyas obras están en la fase final. No recuerda si hubo más operaciones de este tipo.

Precisó que cuando la Sociedad del AVE lo requiera, la asignación de la Comunidad estará disponible. «Hemos actuado con rigor, ya que ese dinero no fue requerido y no se gastó. Por eso decidimos atender otras necesidades». Admitió que las obras del soterramiento del AVE en Murcia tienen una gran sensibilidad social, pero que en este caso «no existe una relación causa-efecto porque vimos que no se iban a ejecutar en ese momento».

Andrés Carrillo añadió que en las auditorías realizadas a la Orquesta Sinfónica de la Región de Murcia y al CAR de Los Narejos se detectados pérdidas acumuladas de años anteriores que era necesario cubrir, por lo que hubo que recurrir a otras partidas, a final de ese ejercicio, que no se iban a gastar.

Más

Fotos

Vídeos