La Verdad

Pedro José Andújar, en el tramo de ciclismo, en una prueba de este año.
Pedro José Andújar, en el tramo de ciclismo, en una prueba de este año. / LV

IRONMAN

Andújar se doctora en Hawai

  • El triatleta amateur de Pozo Estrecho, de 29 años, es cuarto en su categoría en el Mundial y acaba en un meritorio puesto 60 en la general

El cartagenero Pedro Jose Andújar, de 29 años, hizo ayer historia al subirse al podio del campeonato del Mundo ironman de triatlón que se disputó en Kailua-Hawai (EEUU). El triatleta de Pozo Estrecho finalizó en cuarta posición en la categoría de 25-29 años, con un tiempo de 9 horas, 11 minutos y 3 segundos. En Hawai son cinco los atletas que suben al cajón y, por eso, el triatleta del CD Trirunner de Pozo Estrecho se llevó medalla y pudo tener su momento de gloria en la prueba de triatlón más exigente y prestigiosa de todas las que se disputan en el planeta. Acabó en el puesto 60 de la general, contando a los profesionales que lógicamente están en otra dimensión. Un resultado que ni él mismo podía imaginar.

Andújar basó su éxito en el sector de ciclismo, ya que tras salir 25º del agua remontó 20 posiciones para colocarse quinto cuando bajó de la bici. Posteriormente, con un maratón notable de 3:11:43, el de Pozo Estrecho consiguió avanzar otra plaza más para finalizar cuarto y alcanzar la gloria dentro de la categoría de 25-29 años.

Ayer, en la prueba más importante de su vida, Andújar demostró que viene del ciclismo y que mantiene una gran base de sus años de entrenamiento en la carretera. Así, se agarró a la bici para lograr un hito en el deporte regional. Un cuarto puesto en el mejor ironman del mundo no se consigue todos los días. Y es que él empezó haciendo ciclismo en el club de Roldán. De hecho, fue campeón de España de pista en categoría cadete y en juveniles participó en Europeos y Mundiales. Quiso ser profesional, «pero en 2010 dejé la bicicleta porque vi que no daba el nivel», contó a 'La Verdad' en una reciente entrevista. Entonces, le hablaron del triatlón y le picó el gusanillo de volver a competir. «En 2013 estuve en el triatlón de Alpe d' Huez y fui undécimo. Ese fue el punto de inflexión y empecé a entrenar muy en serio. En 2014 fui segundo en Jumilla y Caravaca y me animé», confesó.Y el pasado 21 de mayo, en el Ironman de Lanzarote, rompió su techo. Fue el primero en la categoría 25-29 años y vigésimo en la general absoluta. Eso le dio la clasificación para la prueba de este pasado fin de semana en Hawai. «El viaje con mi pareja me ha salido por 6.000 euros. Es carísimo, pero yo no me iba a perder el Mundial por nada del mundo», afirmó.

Calvario de lesiones

En Lanzarote, este atleta del modestísimo Club Deportivo Trirunner Pozo Estrecho, presidido por Ramón Navarro, protagonizó una de las gestas de la carrera. Después de dos años luchando contra las lesiones, el simple hecho de poder competir en Lanzarote con los mejores del mundo, ya era un triunfo para él. Lo que nadie esperaba es que terminara el 20º de la general, acabara el primero en la categoría 25-29 años y, como premio final, obtuviera una plaza para ir al Mundial de Hawai. Y ayer, otra vez, volvió a brillar en una estupenda carrera que no olvidrá nunca.

Por lo demás, los triatletas alemanes, con Jan Frodeno a la cabeza, coparon el podio del campeonato del Mundo de Hawai. Frodeno, que cimentó su victoria en una gran actuación en el tercer segmento de la prueba, la carrera de maratón, se impuso con un tiempo de ocho horas, seis minutos y treinta segundos, seguido de sus compatriotas Sebastian Kienle (8:10:02) y Patrick Lange (8:11:14).

El español Iván Raña acabó la prueba en noveno lugar, con un tiempo final de 8 horas 21 minutos y 51 segundos. Además de Andújar, hubo otros dos españoles que subieron al podio en su categoría de grupos de edad. Fueron Carlos Aznar, segundo en 30-34 años; y David Corredor, tercero en 35-39 años. El Ironman es un triatlón de modalidad larga que consta de 3,86 kms de natación, 180 kms de bicicleta y 42,2 kms de carrera a pie (maratón).