La Verdad

FÚTBOL | PRIMERA DIVISIÓN

Manucho da la victoria al Rayo en Granada en la última acción del duelo

Manucho da la victoria al Rayo en Granada en la última acción del dueloDirecto | El Granada recibe al Rayo
/ Efe
  • El tanto postrero desequilibró un encuentro que estuvo dominado por los visitantes en la primera mitad y por los andaluces tras el descanso

Un gol del angoleño Manucho cuando apenas faltaban treinta segundos para que se cumplieran los tres minutos de añadido decretados por el colegiado permitió al Rayo Vallecano ganar por 0-1 en el Estadio Nuevo Los Cármenes a un Granada que acumula ya cuatro derrotas consecutivas.

El tanto postrero desequilibró un encuentro que estuvo dominado por los visitantes en la primera mitad y por los andaluces tras el descanso y que no tuvo demasiadas ocasiones de gol, pero sí las suficientes para que cualquiera de los dos contendientes lo hubiera resuelto antes a su favor.

El equipo madrileño, que acumula tres triunfos en las cuatro últimas jornadas, dominó claramente en la primera media hora, aunque su dominio y sus eternas posesiones de balón apenas se tradujeron en ocasiones claras de gol.

La única reseñable, a los doce minutos, fue para el portugués Licá, que tras un buen contragolpe de los visitantes trató de marcar con un ajustado disparo encontrándose con una sensacional intervención del meta Roberto para mandar el esférico a córner.

Los locales, con un inesperado once titular plagado de centrocampistas, tuvieron muchos problemas para trenzar acciones ofensivas, aunque en el cuarto de hora previo al descanso maniataron mucho mejor al Rayo y empezaron a acercarse al área visitante.

Con todo, Roberto tuvo que volver a intervenir al lanzarse con presteza a los pies de Bueno tras un rechace de la zaga rojiblanca.

Rozó el gol el colombiano Murillo, quien en el minuto 39 remató libre de marca al borde del área pequeña una falta botada por Fran Rico, mas su testarazo se marchó ligeramente por encima del larguero.

La segunda mitad fue mucho más equilibrada, incluso con dominio por momentos de un Granada que pudo marcar nada más regresar de vestuarios en una buena acción colectiva que acabó con disparo fuera de Piti a la media vuelta.

El choque pudo cambiar poco después si el colegiado Jaime Latre hubiera amonestado a Amaya, que ya tenía una tarjeta amarilla, por una fea entrada sobre Rochina en la que se jugó la expulsión.

El Rayo sólo se acercó a Roberto con un par de disparos lejanos de Licá y del argentino Insúa, mientras que el Granada montó un par de buenas jugadas por la izquierda, lideradas por el galo Foulquier, que sacó a córner la zaga rayista en boca de gol.

A falta de cinco minutos para el final, con los dos equipos dudando entre conformarse con el empate o volcarse sobre el marco contrario en busca del gol, el árbitro anuló un gol al angoleño Manucho por un fuera de juego que parecía claro.

Fue el propio Manucho quien en el minuto 93, solo unos segundos antes del final, concluyó un perfecto contragolpe de los visitantes cuando ambos equipos ya pensaban que el choque iba a terminar empatado.

Temas