La Verdad

vídeo

Antonio Fraguas, Forges, junto a un mural con la portada de 'Coloréitor'. / José Ramón Ladra

Mucho color y páginas de humor frente al estrés

  • Antonio Fraguas, Forges, presenta 'Coloréitor', el libro con el que ya es posible pintar las geniales viñetas del humorista gráfico en busca del ansiado relax

¿Quién dijo que los libros para colorear eran cosa de niños? El genio del humor gráfico Antonio Fraguas, Forges, está convencido de que no. Tan claro lo tiene que ha publicado ‘Coloréitor’, todo un manual del relax para adultos. ¿La fórmula? El color es la terapia. Una selección de los mejores personajes del dibujante madrileño, listos para pintar a gusto del lector. Una buena manera de dejar atrás los rigores del día a día y recuperar la calma. Todo un retorno a la infancia con indudables virtudes terapéuticas.

Mariano, su voluminosa esposa Concha, los Basilios, los naúfragos, las ancianas, los oficinistas cabreados, el pijo, el político corrupto, el potentado reaccionario. Todos tienen su sitio en el libro del polifacético creador de viñetas humorísticas. Con este título basado en la "macarrónica" mezcla de castellano e inglés, tan habitual en los dibujos de Forges, Espasa edita el segundo libro del dibujante este año tras 'El libro de los 50 años', una antología que condensa medio siglo de desternillante carrera.

'Coloréitor' consta de tres categorías diferentes: 'Forgendros', esos curiosos aparatos y artilugios ideados por Forges; 'Colorgendros', representaciones simbólicas listas para colorear y 'Color-mente', una selección de chistes del dibujante. "Viene muy bien utilizar el libro cuando se mantienen conversaciones telefónicas baladíes con el jefe en las que éste te da instrucciones. Si te insulta, ¿qué vas a hacer?", ha explicado Forges respecto al uso de 'Coloréitor' y algunas de sus facetas.

"'Coloréitor' nos ofrece un remedio novedoso y muy eficaz contra el estrés que acumulamos a lo largo del día. Para conseguirlo, Forges utiliza la capacidad de los seres humanos, tan natural como maravillosa, de crear y expresar a través de dibujos y colores imágenes de lo tangible y lo invisible", razona Luis Rojas Marcos, médico, escritor y profesor de psiquiatría en la Universidad de Nueva York y autor del prólogo de este libro, imprescindible para los buenos amantes del humor gráfico.