Tovar: «No fue plato de buen gusto lo que sucedió con la dimisión de Gras»

El exlíder socialista dice que volvería a actuar de la misma manera si lo que está en juego es mejorar la capacidad de gestión de las juntas municipales

Manuel Madrid
MANUEL MADRIDMurcia

El ex secretario general del PSRM y actual diputado en la Asamblea Regional Rafael González Tovar valoró ayer muy positivamente su intervención en la negociación del presupuesto municipal de 2017 y aseguró que volvería a hacerlo si así se lo pide el alcalde, José Ballesta, y si se trata de beneficiar a una amplia mayoría de murcianos. En declaraciones a 'La Verdad', Tovar dijo que el cumplimiento de la sentencia del 8% de gestión directa para las juntas municipales del total del presupuesto municipal quedó garantizado con el incremento de 2 millones para el plan extraordinario de inversiones, hasta alcanzar los 14 disponibles, y 1,9 millones de euros más para aumentar los fondos de gasto corriente de las juntas de pedanías, además de otros 700.000 más a los que se comprometió Ballesta para desbloquear la negociación. Aquella situación acabó en la dimisión de José Ignacio Gras, entonces portavoz del Grupo Socialista, que se sintió puenteado. «Yo creía que lo que habíamos logrado era bueno, porque lo que se había presentado hasta entonces era insuficiente para la mayoría de secretarios de agrupaciones. Yo sentí que se fuera más que nadie, no fue plato de buen gusto. Pero en esas reuniones se dilucidaban más cosas, no era una cuestión solo de apoyar al PP o no apoyarlo. El presupuesto de las juntas estaba bloqueado, y se levantó ese bloqueo. Los grupos políticos se deben al partido y volvería a hacer lo mismo», afirmó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos