Los técnicos desaconsejan la propuesta vecinal de que el AVE se quede en Beniel

Joaquín Contreras, portavoz de la Plataforma, (con chaleco rojo) acudió como espectador. /Guillermo Carrión / AGM
Joaquín Contreras, portavoz de la Plataforma, (con chaleco rojo) acudió como espectador. / Guillermo Carrión / AGM

Arquitectos e ingenieros ofrecen argumentos para defender el proyecto que está en marcha; «si dejan trabajar, se verá que no hay incumplimientos»

María José Montesinos
MARÍA JOSÉ MONTESINOSMurcia

Casi todo el mundo lleva un ingeniero dentro a la hora de hablar del soterramiento y de la llegada del AVE a Murcia. Los distintos argumentos se ven salpicados por grandes lagunas debido a la falta de información y sobre todo a la desconfianza por años de promesas incumplidas por parte de los políticos. Con el fin de acercar posturas, el Colegio de Arquitectos de Murcia (Coamu) celebró ayer una jornada técnica de puertas abiertas para reunir a representantes sociales y vecinales, políticos y, sobre todo, ingenieros y arquitectos para tratar de aclarar algunas de las principales lagunas. El decano del Colegio de Arquitectos de Murcia, Rafael Pardo Prefasi, pidió a los asistentes -en torno a 130 personas que abarrotaron el salón de actos del Coamu- que «tengáis la mente abierta para que posturas tan distantes puedan acercarse un poco, para que cada uno salga de aquí con una idea más madura y personal».

Después de tres horas de exposiciones, debates y preguntas del público, moderadas por la jefa de informativos de Onda Cero, Rosa Roda, quedó de manifiesto que aún hay mucho por discutir antes de llegar a una postura conjunta y que sería recomendable organizar jornadas similares más a menudo.

La jornada informativa del Colegio de Arquitectos reúne a más de 130 asistentes

Una mochila de piedras

El director general de Transportes, Costas y Puertos, José Ramón Díez de Revenga, que es, además, ingeniero, inició su intervención con un llamamiento a la calma [después de cinco actos de sabotaje a las obras del AVE]. Acto seguido admitió que «los políticos somos conscientes de que no tenemos credibilidad. Es una mochila que llevamos llena de piedras, que cargamos con la dignidad que podemos, y cada vez que vamos cumpliendo, nos quitan una piedra de la mochila». Aseguró que «me estoy dejando la piel porque este es un proyecto para traer riqueza a la la Región; las obras ya están en marcha y la mejor manera de ver que estamos cumpliendo es que dejen trabajar».

Ponentes en la mesa redonda

Manuel Jódar. Decano del Colegio de Ingenieros de Caminos
«La Región tiene que entrar en la Primera División ferroviaria». Manuel Jódar fue tajante: «la Región tiene que entrar en la Primera División ferroviaria. Las vías que van a Madrid son de 1865, de antes de la guerra de Cuba. Seguimos en la Tercera División. Y la alta velocidad -indicó- no es el futuro, es el presente. Como murcianos no debemos dejar pasar la oportunidad y tenemos que unir fuerzas».
Antonio Domínguez. Ingeniero industrial y ex jefe territorial de Infraestructuras de Adif
«Una estación provisional retrasaría el proyecto». Domínguez afirma que habilitar una estación para la llegada provisional del AVE «retrasaría el proyecto casi año y medio, ya que habría que realizar expropiaciones para construir nuevos edificios de viajeros, para el personal de limpieza, restauración y ampliar el aparcamiento. Sería una inversión muy grande y llevaría su tiempo».
Antonio Mármol. Presidente del Colegio de Aparejadores y Arquitectos Técnicos
«Con una buena planificación, se pueden cumplir los plazos». «Mi propuesta es que se dispongan todos los proyectos sobre la mesa (los iniciales, los complementarios, los nuevos), con sus presupuestos y sus plazos y después realizar una buena planificación. Así sí se pueden cumplir los plazos». Respecto a la permeabilidad en Santiago el Mayor, opina que «podría conseguirse con rampas por arriba o por abajo».
Rafael Pardo. Decano del Colegio Oficial de Arquitectos
«Dejar el AVE en Beniel no soluciona el principal problema». El decano de los arquitectos tampoco comparte la idea de que el AVE llegue a la estación de Beniel. «Eso no resuelve nada. No soluciona el principal problema de Murcia, que es que las vías del tren tienen partida la ciudad en dos». Y añadió que «no podemos permitirnos el lujo de dejar pasar oportunidades. Ahora tenemos el principio de la solución».

El concejal de Fomento, Roque Ortiz, centró parte de su intervención en el proyecto de tráfico que se ha licitado para dar fluidez a la circulación y en los pasos de peatones cuando se inicien las obras. También aludió a que se han previsto rutas de autobuses y, en cuanto al paso a nivel de Santiago el Mayor, dio detalles sobre la pasarela peatonal prevista, con doble ascensor. Domingo Centenero, miembro de la Plataforma Pro Soterramiento, hizo honor a su profesión de historiador y se remontó a los diversos proyectos, acuerdos y cambios que ha sufrido el proyecto de la llegada del AVE desde el año 2006.

La atención se centró después en la mesa redonda en la que participaron los técnicos especialistas: Manuel Jódar, decano del Colegio Oficial de Ingenieros de Caminos; Antonio Mármol, presidente del Colegio de Aparejadores y Arquitectos Técnicos e Ingenieros de la Edificación; Antonio Domínguez, miembro de la junta de gobierno del Colegio Oficial de Ingenieros Industriales y ex jefe territorial de Infraestructuras de Adif en Murcia, y el anfitrión de las jornadas, el decano Rafael Pardo Prefasi.

Manuel Jódar respondió a quienes hablan de «falta de credibilidad» incidiendo en que «la mejor garantía es que haya un contrato y que la empresa esté trabajando». Agregó que «el voltaje de la catenaria no plantea problemas», y aseguró que «los muros pantalla hay que hacerlos por seguridad. «Yo, como técnico, no dejaría que entrara allí personal no autorizado. Las obras de soterramiento implican poner muros pantalla».

Antonio Mármol no desconfía de las fechas que da la Administración acerca de que en 2022 pueda llegar el AVE soterrado. En cuanto a la posibilidad de dejar abierto el paso de Santiago el Mayor mientras se realizan las obras, argumentó que «hay que garantizar la seguridad y no se puede poner en riesgo la vida de las personas».

Antonio Domínguez, que une a su condición de ingeniero industrial haber trabajado 42 años en Renfe y en Adif, descartó la idea de una estación provisional para el AVE en Beniel: «Tendrían que realizar expropiaciones, construir nuevos edificios para viajeros, ampliar el aparcamiento... sería una inversión muy grande y llevaría mucho tiempo habilitarla».

Presupuesto, plazos y barrera infranqueable

Vecinos de los barrios próximos a las vías realizaron preguntas relacionadas con su temor a que no haya presupuesto para el AVE si no se aprueban las cuentas del Estado de 2018, a lo que Díez de Revenga respondió que cada Administración ya tiene prevista su inversión. Una vecina del Carmen lanzó la pregunta de si el soterramiento iba a ser un chantaje para que aceptaran el AVE. Fueron muchos los que indicaron que «primero queremos que se soterren las vías y después que venga el AVE, aunque tarde dos años en llegar». También manifestaron el temor a que el paso elevado con ascensores que se proyecta en Santiago el Mayor pueda ser peligroso por la noche. Ortiz aseguró que se colocarían cámaras de videovigilancia para reforzar la seguridad. El edil se comprometió a dimitir si no se cumplen sus promesas sobre el AVE.

Fotos

Vídeos