La Policía Local impone hasta septiembre 1.500 sanciones a aparcacoches

María José Montesinos
MARÍA JOSÉ MONTESINOSMurcia

La Policía Local realizó el año pasado 1.688 denuncias a los gorrillasy en lo que va de año llevan más de 1.450. El operativo lo lleva a cabo patrullas del Grupo Especial de Seguridad Ciudadana y de la Policía de Barrio. Lo primero que hacen los agentes es identificar a estos aparcacoches y si carecen de documentación son trasladados a comisaría, donde son detenidos por presunta infracción a la Ley de Extranjería (en torno al 5%) o por 'reclamación judicial', fundamentalmente.

Ejercer dicha actividad se denuncia como infracción a la normativa de tráfico, según el artículo 121.1.5B, por «transitar un peatón por la calzada existiendo zona peatonal practicable». El importe de la multa es de 80 euros. Además se le ordena que deponga su actitud y circule por las aceras y, si continúa, puede incurrir en una infracción al artículo 36.6 de la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de Protección de la Seguridad Ciudadana, de desobediencia. La tercera vez, en el plazo de dos días, se formula también por vía administrativa por presunta desobediencia (Ley Orgánica 4/2015), sancionada con multa de 601 euros.

En concreto, en 2016 fueron formuladas 1.663 denuncias por infracción de tráfico y 25 por desobediencia y este año, hasta el 20 de septiembre, la Policía Local ha realizado 1.428 denuncias por infracción de tráfico y otras 23 por desobediencia. Las nacionalidades más repetidas entre los gorrillas son subsaharianos, marroquíes, argelinos, países del Este de Europa y españoles. Todos son hombres y la mayor parte de ellos tienen entre 20 y 40 años.

Fotos

Vídeos